Apareció nuevo chat de los rugbiers: "Amigo, flasheamos. matamos a uno"

Información General

Se difundieron nuevos audios de WhatsApp enviados después del crimen de Fernando Báez Sosa por Blas Cinalli. "Los recagamos a palos mal. Ganamos, igual", dicen.

Se difundieron una serie de audios de WhatsApp enviados a la madrugada del crimen de Fernando Báez Sosa por Blas Cinalli, uno de los rugbiers detenidos. El imputado le cuenta a otros amigos que estaban llegando a Villa Gesell, que habían tenido una pelea, que los echaron del boliche y festejó con la frase: "Ganamos, igual".

En el mismo WhatsApp de Cinalli también se extrajeron mensajes de texto en donde anuncia que mataron "a uno" y se puede inferir que, después del crimen, estaban organizando una "previa" en la playa para recibir a sus amigos que estaban por llegar a Villa Gesell. "Dos convulsionaron, uno lo mandamos al hospital, sin signos vitales. Ahora estamos yendo a Mc Donalds a ver qué pasa", afirmó el rugbier.

Luego confirmo: "Amigo, flasheamos. matamos a uno".

Cinalli es el único imputado que habló ante el juez de Garantías David Mancinelli el día de la audiencia oral previa a la definición de sus prisiones preventivas y le dijo: "Lo único que quiero decir es que lo que pasó, ninguno de nosotros quiso que pase".

Cinalli y el resto de los imputados asistieron a su segunda indagatoria este miércoles ante la fiscalía de Villa Gesell y se negaron a declarar a pesar de cuestionar en reiteradas ocasiones a la fiscal del caso, Verónica Zamboni, a quien acusaron de haberles mentido porque no les dejó leer la acusación en su contra.

De esta manera, los ocho rugbiers imputados de coautoría, el doble agravante de la alevosía, el concurso premeditado de dos o más personas, y las lesiones sufridas por los amigos de la víctima, hablaron por primera vez ante la fiscal Zamboni y el juez de Garantías David Mancinelli. Se negaron a responder preguntas y ninguno de ellos declaró formalmente sobre lo ocurrido la madrugada del 18 de enero pasado frente al boliche Le Brique, de Villa Gesell.

Tras las indagatorias, los ocho rugbiers fueron trasladados nuevamente a la Alcaidía de la Unidad Penitenciaria 6 de Dolores.

Por otro lado, Alejo Milanesi y Juan Pedro Guarino, los dos rugbiers que fueron liberados hace diez días, pero que continúan vinculados a la causa por el crimen, asistieron esta tarde en la Fiscalía de Villa Gesell, y se negaron a declarar. Sin embargo, no apelaron a la estrategia del resto de los imputados que cuestionaron a Zamboni en su segunda indagatoria.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario