Crimen de Lucas: a pedido de los policías detenidos, se suspendió la reconstrucción

Información General

La reconstrucción del crimen del futbolista Lucas González se iba a realizar esta mañana, tras un pedido efectuado por el fiscal de la causa, Leonel Gómez Barbella, y otorgado por el juez de Instrucción Martín Del Viso.

La defensa de los policías detenidos por el crimen de Lucas González, el adolescente asesinado de un balazo el 17 de este mes en el barrio porteño de Barracas, solicitó la suspensión de la reconstrucción del ataque policial.

La reconstrucción del crimen del futbolista Lucas González se iba a realizar esta mañana, tras un pedido efectuado por el fiscal de la causa, Leonel Gómez Barbella, y otorgado por el juez de Instrucción Martín Del Viso.

En ese sentido, se iba a llevar a cabo a las 9:30 en el mismo lugar del barrio porteño de Barracas, donde policías de la Ciudad lo mataron de un disparo en la cabeza el pasado 17 de noviembre, tras interceptar y disparar contra el vehículo en el que se trasladaba junto a otros tres adolescentes.

"Se suspende por un planteo de la defensa de los Policías que balearon a Lucas que querían estar. Presentaron un pedido de nulidad los abogados de los policías detenidos y el fiscal quiso ser cuidadoso", señaló Gregorio Dalbón, abogado de la familia del joven futbolista.

Dalbón dijo además: "Los Policías que mataron, quemaron y torturaron a Lucas quieren estar acá. La chicanita de haber metido el escrito hoy es de mediocres porque lo podrían haberlo hecho antes".

Asimismo estaba previsto que participen de la misma los amigos de Lucas, los padres de los cuatro chicos y testigos.

Según la investigación, el hecho sucedió el 17 de noviembre cerca de las 9:30, cuando Lucas y sus tres amigos, todos de 17 años, salieron de entrenar del club Barracas Central a bordo de un Volkswagen Suran azul y cuando se detuvieron a comprar en un kiosco fueron abordados por un Nissan Tiida de la Brigada de la Comuna 4 de la Policía de la Ciudad, con tres efectivos que bajaron y, sin identificarse, los abordaron con armas.

Los chicos creyeron que los efectivos eran delincuentes que los iban a asaltar y escaparon tras acelerar el rodado. Fue ahí que alguno de los tres policías (Juan José Nieva, Fabián Andrés López y Gabriel Alejandro Issasi) disparó.

Lucas recibió un tiro en la cabeza que le provocó la muerte poco después en el hospital El Cruce, de Florencio Varela, al tiempo que sus amigos fueron inicialmente detenidos como si fueran delincuentes, aunque al día siguiente quedaron en libertad.

Tres días después Nieva, López e Issasi fueron detenidos por homicidio agravado, en tanto, entre el sábado y el lunes apresaron a los seis efectivos acusados de encubrimiento y de "plantar" una réplica de arma en el auto de los adolescentes para hacerlos pasar como sospechosos y justificar la persecución y ataque policial.

Dejá tu comentario