Las hermanas de Maradona defienden a Morla y Dalma dice que quiere "ver a todos presos"

Información General

Claudia Nora, Ana Estela y Rita Mabel Maradona criticaron a sus sobrinas Dalma y Gianinna y defendieron a Morla.

Tres hermanas de Diego Armando Maradona solicitaron hoy que su abogado y exapoderado de su hermano, Matías Morla, no sea apartado de la causa en la que se investiga las circunstancias de la muerte del exfutbolista y criticaron a sus sobrinas Dalma y Gianinna al asegurar que “su único interés es, fue y será el dinero”, informaron fuentes judiciales.

En tanto, Dalma Maradona aseguró en una entrevista televisiva que quiere “ver presos” a Morla, a los médicos y a la “organización nefasta” que conformaban.

"Hay muchas negligencias, hay gente involucrada, no lo digo yo, ya lo dice la justicia. Si bien los tiempos son largos y a mí me gustaría ya verlos presos, entiendo que la fiscalía está haciendo todo bien. Uno nunca está conforme, porque yo los quiero ver presos", dijo Dalma (34) a Canal 13.

"Yo sigo leyendo declaraciones y sigo llorando en mi casa. No puedo creer las cosas que hacían, cómo lo trataban, cómo lo trataban como persona. Es un asco lo que hacían. Me parece que eso en algún momento alguien lo tiene que pagar. Por perejiles, por no hacer bien su trabajo o por cholulos. Lo que tenían que hacer lo hicieron mal. A mí nadie me va a devolver a mi papá, lo tengo claro, pero mínimo, justicia", reclamó.

Esta mañana y a través de un escrito que presentaron ante el juez de Garantías 2 de San Isidro, Orlando Díaz, quienes criticaron a sus sobrinas Dalma y Gianinna y defendieron a Morla fueron tres de las hermanas del “10”, Claudia Nora, Ana Estela y Rita Mabel Maradona, que también actúan en el expediente como particulares damnificadas.

Diego Maradona

“Nuestro hermano siempre confió en su amigo y abogado y hoy nosotras seguimos ese legado y vamos a defenderlo a Morla en todas las circunstancias”, señalan el escrito al que tuvo acceso Télam.

Es que el magistrado de la causa debe resolver en las próximas horas si avala o rechazan un planteo que formularon hace unos días los abogados Federico Guntin y Marcelo Darío Sverdlik Warschavsky, representantes de las dos hijas mayores de Maradona, para que Morla deje de representar a las hermanas del “10”.

“Mientras nosotras intentábamos presentarnos a participar de este proceso (buscando la verdad de la muerte de nuestro hermano), nuestras sobrinas se interesaban sólo en la sucesión y brillaban por su ausencia en este proceso. Como siempre, su único interés es, fue y será el dinero”, dicen en uno de los tramos más críticos hacia sus sobrinas.

“Nos resulta difícil de entender la animosidad y persecución sobre un abogado, cuando en la causa lo que se discute es un tema netamente médico. Y esto sumado a que el doctor Morla no es un abogado más, sino que fue una de las personas más importantes en la vida de nuestro hermano a quien siempre defendió, respetó y obedeció hasta el último día”, sostienen.

dalma morla2.jpg

Sobre las denuncias y acusaciones que los abogados de Dalma y Gianinna mencionaron sobre Morla, las hermanas de Diego dijeron: “Fue nuestro hermano quien acusó a Claudia Villafañe y a nuestras sobrinas de haberlo defraudado, por el contrario jamás acusó al Dr. Matías Morla de nada. Nos da asco que intenten plantearlo al revés”.

Además, señalaron que “resulta ridículo pensar que apartando al doctor Matías Morla van a conseguir algo”, porque explicaron que su otro letrado patrocinante, Yamil Castro Bianchi, “trabaja con él” y se preguntan: “¿Van a prohibir que hablen entre ellos? ¿Nos van a prohibir a nosotras hablar con Morla?”.

“Confiamos en el rol de Matías Morla como abogado y aprobamos todas las tareas que ha realizado en nuestra representación en la búsqueda de la verdad”, concluyen.

En otra parte del escrito, es el propio Morla, quien se dirige al juez para defender su rol como representante de las hermanas de Maradona y para atacar a Dalma y Gianinna.

“El pedido de apartamiento tiene como base, el intento de desprestigiar mi imagen y el desempeño de mi profesión como abogado, con el único motor que mueve a las peticionantes contra mi persona: el ensañamiento motivado por el odio”.

“Odio –continúa Morla-, que las peticionantes, hijas de quien fuera mi mandante, desperdigaron en todo momento contra mi amigo; tornando hasta nula su relación familiar”.

“Se habla de que me encuentro imputado por diversos delitos: nada más alejado de la realidad. No me encuentro imputado en delito alguno, no he sido convocado a prestar declaración indagatoria en las causas que se mencionan, debido que no hay elemento alguno que avale lo dicho por las peticionantes”, agrega Morla.

Los abogados de Dalma y Gianinna consideran que el exrepresentante de su padre debe ser apartado, entre otros motivos, por las denuncias de los herederos en su contra y por la relación de "amistad" que tiene con uno de los imputados, el psicólogo Carlos Díaz, y el asesoramiento y apoyo que les hizo llegar a otros dos acusados, el neurocirujano Leopoldo Luque y la psiquiatra Agustina Cosachov.

Antes de resolver sobre esta petición, el juez Díaz le corrió vista los fiscales de la causa, quienes el miércoles pasado avalaron el planteo de las hijas del excapitán de la selección argentina y también pidieron que Morla sea desplazado al considerar que existe "un claro conflicto de actuación e intereses" y que el abogado no puede estar “a ambos lados del mostrador”.

morla maradona.jpg

Aparte de Luque (39), la causa tiene como imputados a otros seis profesionales de la salud: la psiquiatra Agustina Cosachov (36), el psicólogo Carlos Díaz (29), los enfermeros Ricardo Almirón (38) y Dahiana Gisela Madrid (36); su coordinador, Mariano Perroni (40); y la médica de la empresa Swiss Medical, Nancy Forlini (52).

Todos fueron indagados por el delito de "homicidio simple con dolo eventual", figura penal que prevé de 8 a 25 años de prisión y que fue elegida por los fiscales tras una investigación en la que concluyeron que el equipo médico de Maradona fue "deficiente", "temerario" e "indiferente", y que sabía que el "10" podía morirse y no hizo nada para evitarlo.

Maradona, la mayor figura de la historia del fútbol mundial, murió a los 60 años el 25 de noviembre de 2020 al mediodía, en una casa del barrio privado San Andrés, de la localidad bonaerense de Tigre, donde transitaba la internación domiciliaria que está bajo investigación.

Dejá tu comentario