Política

Integración "óptima" de Diputados alcanza 288 bancas: Bs. As., Santa Fe y Córdoba, los ganadores

El fallo de la Cámara Nacional Electoral (CNE) que ordena al Congreso modificar la composición de la Cámara de Diputados abrió una Caja de Pandora a menos de un año para la presentación de candidatos a las PASO de 2019. 

Aunque el debate recién comienza, la cantidad de legisladores nacionales centrará el foco de la discusión. 

Diego Reynoso es politólogo, investigador del Conicet sobre la representación distrital en la Cámara baja y docente de la Universidad de San Andrés. En diálogo con ámbito.com, celebró la decisión de la Justicia electoral, adelantó que el número "óptimo" de diputados nacionales debería ascender de 257 a 288 y aclaró que con una actualización del reparto no se "beneficia" a nadie, sino que se deja de "perjudicar" a algunas provincias. "La provincia de Buenos Aires debería tener 30 diputados más", ejemplificó. 

La integración inicial de la Cámara fue de 38 diputados en 1860. Con el ingreso de Buenos Aires a la Confederación trepó a 50 diputados, según la Carta Magna de 1853. Luego, el censo de 1867 la elevó a 86; en 1898 subió a 120; en 1914 a 158; y en 1950, alcanzó 168 miembros, con la reforma de la Constitución que había modificado la cifra divisora como los datos censales de 1947. En el período 1958-1964 la Cámara pasó a 193 integrantes, cifra que nuevamente volvió a modificarse en 1973 llegando a los 243 diputados. "En la actualidad, como hemos visto, la cámara alcanza los 257 integrantes, pero la asignación que debería primar conforme a la ley nos indica que debería alcanzar los 324 miembros", sostuvo en su análisis académico.

 

Sin embargo, como ocurre en otros países federales, el "tamaño óptimo" de la Cámara de Diputados según Reynoso sería de unos 288 integrantes. "Si, además, se consideran los límites superiores e inferiores dentro de los cuales se podría aceptar el tamaño (576 como máximo y 144 cómo mínimo) los valores calculados en las diferentes potenciales asignaciones (mínima de 251 y máxima de 324) se encuentra dentro del rango aceptable", indicó. 

"Esto es una decisión que hay que tomar hace rato, porque los cambios demográficos desde 1983 a hoy son muy notables. Pero además, se podría sancionar una ley que modifique la forma de asignación. No solo tenemos un rezago de actualización demográfica de la representación, sino que también se puede revisar el decreto de (Reynaldo) Bignone del '83, sobre cómo se reparten esos escaños", expresó el especialista en la charla con este medio. 

"Según los datos del censo del 1980 se reparte un diputado por cada 161.000 habitantes o fracción no menor de 80.500 a los que lo superen y a eso se le agregaron tres más por provincias, sin base de población, igual, pero se puso un piso de no menos de cinco, para que los que no alcanzaran el piso, se les agregaran más, como Santa Cruz o Tierra del Fuego", detalló el profesor. 

Para Reynoso, tras el fallo de la Cámara se podrían hacer "varias" modificaciones, como quitar el plus de tres o mantener los cinco mínimos, o actualizar solo a los distritos que les falte. "Es un juego que hay que discutir en el Poder Legislativo. Ya es importante que se discuta que la representación rezagada", consideró. 

"Esta legislación se puede revisar sin violentar, sin perjuicio de que si una provincia le toque menos diputados de los que tiene, mantenga los que ahora tiene", agregó. 

"El rezago en la Argentina comienza con la democracia, porque en 1983 fue la última vez que se reasignaron los escaños. En 1991 hubo una actualización cuando se provincializó Tierra de Fuego, que se pasó de elegir tres a cinco diputados, porque la ley obligaba a tener ese mínimo", especificó. 

Su investigación publicada en Postdata en 2012 sirvió de base para la presentación de uno de los tres proyectos de ley de actualización de la representación que firmaron Omar Plaini, Miriam Bergman y Diana Conti. En ese estudio, incorpora un escenario que a más de uno pone en alerta: 

"Considerando que las bases de representación anteriormente discutidas no fueron establecidas ni fijadas por el Congreso, se podría restablecer la base de 33.000 y fracción de 16.500 hasta que el Congreso dictara una nueva reglamentación. Pero, de ser así, el tamaño de la Cámara llegaría a los 1.215 integrantes, una cifra absurda considerando los tamaños actuales y el límite superior aceptable respecto del tamaño óptimo del Congreso". 

En el diálogo con ámbito.com, el politólogo aclaró que con un nuevo reparto o un incremento de bancas no serían beneficiadas las provincias que más aumentaron sus poblaciones, sino que se frena un perjuicio actual. "Por ejemplo, a la provincia de Buenos Aires le faltan 30 diputados, en 2019 se deberían elegir 100. Estos cambios no necesariamente deberían ser por ley, la Constitución manda que se actualice cada 10 años con cada censo. ¿Por qué no se hizo? Es una respuesta que tiene que dar las autoridades", manifestó. 

Asimismo, subrayó que no sería necesario incrementar el presupuesto para el funcionario de la Cámara. "Sería una redistribución del paquete presupuestario en Diputados con la nueva composición, no habría que agregar dinero necesariamente. Históricamente siempre fue esta la discusión (que frenó los cambios), desde 1819. Siempre se argumentó el tema del dinero como una objeción para aumentar el tamaño de la Cámara y asignar demográficamente la representación, aunque siempre se terminó haciendo", recordó el experto. 

"La Argentina es el país que más rezago está en el mundo. En Estados Unidos revisan su distritación cada 10 años, después de los censos, e incluso atrasan los distritos y reasignan los diputados. En México ocurre lo mismo, aunque mantienen fijo los 300 distritos uninominales, pero los mantiene según la población. En América latina hay muchos casos de sobrerepresentación, donde provincias con pequeña población tienen más representación que la que deberían según la demografía. A nivel mundial es un tema que sucede mucho, pero se toman decisiones", enfatizó el investigador, que próximamente publicará un libro sobre este tema.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario