Audiolibros: la forma de consumir literatura en cuarentena

Lifestyle

Desde plataformas pagas cómo Audible o Storytel, a colaborativas y de acceso gratuito cómo AudioCuento.com, los audiolibros parecen una opción clave para hacer más fácil la cuarentena.

Mientras el mundo se encierra en una cuarentena para combatir la crisis del coronavirus y empresas pierden millones en los mercados financieros, los libros, uno de los productos más antiguos de consumo cultural en la historia de la humanidad, se adaptan al cambio y resurgen con formas aptas para el aislamiento.

A pesar de que conseguir el libro papel es prácticamente imposible, porque uno no puede ir a la biblioteca a comprarlo en medio de una cuarentena, y que no todos cuentan con aparatos como el kindle, para leer en formato digital, ahora parece ser que el predilecto por los amantes de la lectura es escuchar los relatos, en forma de audiolibro.

En internet prosperan las plataformas que venden este contenido, como lo es Audible de Amazon o Storytel, empresa de origen sueco especializada en este tipo de relatos. Una de las más destacadas en este momento es AudioCuento.com, una página web que ofrece los contenidos de manera gratuita y que funciona tanto en ordenadores como en dispositivos móviles de Android.

audiocuentos.jpg
Audiocuento.com.ar es una propuesta que permite a sus usuarios acceder a cuentos narrados, un plan ideal para pasar la cuarentena.

Audiocuento.com.ar es una propuesta que permite a sus usuarios acceder a cuentos narrados, un plan ideal para pasar la cuarentena.

La plataforma es un emprendimiento cultural que busca juntar a locutores, escritores, ilustradores y lectores bajo una misma página, ofreciendo producir, distribuir y entregar cuentos narrados profesionalmente.

Otro sitio que cuenta con una propuesta innovadora en cuanto a este formato es Blavox, una editorial cuyo objetivo es “ofrecer a los autores los mejores profesionales de locución para que su audiolibro tenga un acabado como el que merece”.

Al ser consultado sobre el tema, Javier Celaya, director de la consultora editorial española Dosdoce.com, subrayó: "Desde un punto de vista académico, todos sabemos que leer un libro en papel no es lo mismo que escuchar un audiolibro, pero los profesionales del mundo del libro no debemos olvidar que cada uno de estos formatos aportan diferentes caminos que nos llevan a un mismo destino: el gusto por la lectura".

"Los audiolibros han sido muy bien aceptados por el mundo del libro dado que permiten a muchas personas leer más libros en momentos donde no es muy cómodo o recomendable leer en papel” explica Celaya, que luego agrega que los mismos ”permiten disfrutar de un texto mientras se conduce un automóvil, se va de compras o se sale a trotar o hacer ejercicio físico".

Para el editor español, "denigrar la lectura en pantallas o la escucha de audiolibros es contraproducente para el mundo del libro, dado que estos formatos pueden ayudar al sector a recuperar lectores o hasta crear nuevas audiencias. Lo importante es leer, independientemente del formato".

Cómo dato a destacar, en la última edición de la Feria del Libro de Frankfurt se difundió un estudio según el cual el 50% de los usuarios de audiolibros no había leído ni un solo libro en papel en el último año. "Fomentar la lectura digital es fomentar igualmente la lectura, aunque sea en pantallas, y es a la vez ayudarse a sí mismo a crecer en un contexto donde la competencia por el tiempo de ocio es cada vez mayor", afirmó Celaya.

Dejá tu comentario