EEUU: Corte Suprema decidirá el destino de la ley sanitaria de Obama

Mundo

La Corte Suprema de Estados Unidos anunció que escuchará los argumentos sobre la reforma al sistema de salud y decidirá el futuro de la ley sanitaria impulsada por el presidente Barack Obama justo cuando los estadounidenses estarán por votar sobre su reelección.

Y es que los primeros argumentos se escucharán en marzo y la decisión de los nueve jueces del más alto tribunal del país sobre esta polémica ley podría llegar a finales de junio, unos cuatro meses antes de las elecciones presidenciales.

Medios estadounidenses resaltaron cómo este caso podría ser el más importante que discuta la Corte Suprema desde que decidió sobre el enfrentamiento entre George W. Bush y Al Gore en 2000 en torno al recuento de votos en Florida, que selló la victoria electoral del político republicano.

La ley conocida como "Obamacare", que obliga a contratar un seguro médico individual, fue firmada por Obama en marzo de 2010 y constituyó su principal logro legislativo durante su mandato.

Fue aprobada en el Congreso cuando los demócratas aún controlaban las dos cámaras. Desde su promulgación, un total de 26 estados, en su mayoría controlados por republicanos, pidieron su derogación y los tribunales federales de apelación han estado divididos en su evaluación.

En vista de las contradictorias sentencias emitidas hasta ahora, la Corte Suprema se pronunciará al respecto, decidiendo finalmente si la norma es conforme o no a la Constitución.

Los republicanos atacan la ley en su punto más controvertido, es decir el que se refiere a la obligación que impone a todos los ciudadanos adultos contratar un seguro médico a partir de 2014, cuando la ley entra oficialmente en vigor, bajo amenaza de multa.

La Corte Suprema no sólo revisará este punto de la obligatoriedad del seguro, puesta en tela de juicio por afectar a la libertad individual, sino también otros aspectos de la ley.

La Casa Blanca celebró que la máxima instancia judicial del país haya accedido a conocer este caso. "Sabemos que la ley de reforma de salud es constitucional y tenemos confianza en que la Corte Suprema así lo reconocerá", explicó el vocero, Dan Pfeiffer, en un comunicado.

"A principios de año la Administración Obama pidió a la Corte Suprema que examinase la reforma sanitaria y estamos satisfechos de que haya aceptado", subrayó la Casa Blanca.

Pfeiffer precisó que "gracias a la reforma, un millón más de jóvenes tiene seguro de salud, las mujeres tienen acceso a mamografías y servicios preventivos sin pagar ni un centavo más de su bolsillo y las compañías de seguros tienen que gastar más en las primas de cuidado de salud en lugar de en publicidad".

Dejá tu comentario