Irán denuncia bloqueo nuclear y dice que Bush es un “psicópata”

Mundo

La guía suprema iraní, Ali Jamenei, advirtió hoy que el presidente de Estados Unidos, George W. Bush, y otros políticos de ese país, "hablan como psicópatas", ya que en ocasiones "amenazan" y en otras "piden ayuda".

"Los políticos estadounidenses y su presidente hablan como psicópatas. A veces amenazan, otras veces piden ayuda, porque son incapaces de alcanzar sus objetivos, mientras continúan teniendo en la mira la seguridad de una nación", sostuvo.

Jamenei se pronunció en el discurso que realizó en el mausoleo del ayatolá Ruholá Jomenini, fundador de la República Islámica, en el 19 aniversario de su muerte.

"A veces van en una dirección, otras veces en otra, como psicópatas y no como políticos sabios. A esto se debe en gran parte su fracaso en diversas áreas de crisis, como Irak y Palestina", manifestó.

El presidente de Irán, Mahmud Ahmadinejad, advirtió hoy que los organismos de Naciones Unidas están bajo control de países con motivaciones "diabólicas" que persiguen sólo "sus intereses" y denunció que existe una "coalición" que bloquea el desarrollo de la energía nuclear con fines pacíficos.

Ahmadinejad se pronunció en el discurso que presentará en la reunión de la FAO sobre emergencia alimentaria, en curso en Roma, que fue difundido en forma anticipada a los periodistas.

El presidente iraní dijo que existe una "coalición contra el desarrollo de la producción y el recurso de la energía nuclear", pese a las ventajas económicas que implica.

"Por una parte, estas personas tienen artificialmente altos los precios del petróleo, de la energía, y alientan los biocombustibles logrados con productos agrícolas, y por otra crean el pretexto para aumentar los precios de los alimentos", sostuvo el presidente.

Irán afronta el litigio por sus planes nucleares, en el cual fue sometido a sanciones por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, donde Estados Unidos y países europeos le imputan el desarrollo de esos programas con objetivos militares.

El gobierno iraní rechazó estas imputaciones y sostuvo, en numerosas oportunidades, que sus planes tienen fines pacíficos, desarrollados bajo normas de no proliferación y orientados a la producción de combustible para sus centrales eléctricas.

Ahmadinejad dijo en el discurso que "en el campo de la energía hay evidentes e irresponsables interferencias.

Es claro que manos escondidas o visibles trabajan para controlar en forma mentirosa los precios con el objetivo de perseguir sus intentos políticos y económicos".

El presidente iraní volvió a pronunciarse sobre Israel al arribar hoy a Roma, tras las declaraciones que realizó el lunes, cuando consideró a Tel Aviv un "régimen terrorista" que será "pronto eliminado del mapa".

Los "costos" de Israel, al que llamó "régimen falso", tanto políticos como económicos, "están en las espaldas de Europa", dijo Ahmadinejad.

"En el nombre de Dios, quiero el bien para el pueblo italiano, que es tan rico en civilización e historia", sostuvo el mandatario, y agregó: "No creo que mis declaraciones creen problemas, a los pueblos les agradan mis palabras, porque los pueblos se salvarán de la imposición de los sionistas".

Funcionarios italianos, entre ellos el ministro de Defensa, Ignazio La Russa, expresaron su rechazo a las declaraciones del presidente iraní sobre Israel.

"Me asocio a lo que dijo el ministro Frattini. Considero que el lenguaje empleado por Ahmadinejad sobre el no reconocimiento del derecho a la existencia de Israel, estado miembro de Naciones Unidas, y sobre la negación del sufrimiento de un pueblo, es contrario a la historia y a nuestro sentir común", sostuvo.

Ahmadinejad, quien llegó a Roma acompañado, entre otros, por el canciller Manuchehr Mottaki, permanecerá sólo el día de hoy en Italia.

Dejá tu comentario