Otro revés para Sarkozy: Europa rechaza su plan para combatir alza del petróleo

Mundo

Los ministros de Finanzas de los países de la Eurozona rechazaron el lunes la idea del presidente francés Nicolas Sarkozy de fijar un tope al Impuesto al Valor Agregado (IVA) en las tarifas de los combustibles para afrontar el alza de los precios del petróleo.

"No es cuestión de aplicar contra medidas de orden general frente a la disparada de los precios petroleros", dijo el primer ministro luxemburgués, Jean-Claude Juncker, al margen de una reunión del Eurogrupo en Francfort en ocasión del décimo aniversario del Banco Central Europeo (BCE).

Juncker recordó la vigencia de la decisión de septiembre de 2005 cuando los ministros europeos de Finanzas reunidos en Manchester repudiaron las medidas a corto plazo adoptadas para tranquilizar a la opinión pública, incluyendo las fiscales, al estimar que impedirían el "ajuste necesario" de los países consumidores al petróleo caro.

"Seguimos pensando que esa decisión es la buena", dijo Juncker, agregando en cambio que la Comisión Europea y los Estados miembros de la Unión Europea van a "reflexionar" sobre las medidas que podrían aplicarse para ayudar a los sectores más desfavorecidos de la población.

A un mes del inicio de la presidencia francesa de la UE, Nicolas Sarkozy sugirió la semana pasada a los países miembros "suspender" el IVA aplicado a los productos petroleros a partir de un cierto precio, con el objetivo de limitar los efectos del alza del crudo.

La idea del presidente francés ya había provocado mucho escepticismo en los últimos días, por ejemplo de parte de la Comisión Europea o del propio Juncker.

El lunes, el ministro alemán de Finanzas, Peer Steinbrück, también se mostró opuesto a la idea, al afirmar que el bloque debería "respetar la declaración de Manchester y no responder en forma política o intentar intervenir".

Sus homólogos español y holandés, Pedro Solbes y Wouter Bos, también recordaron su apego a esa línea.

"Pienso que si queremos reducir el nivel de consumo y ser más eficaces, no es una buena idea", declaró Solbes.

"Pienso que Francia ya tiene algunos problemas para mantener su presupuesto en orden. Reducir los impuestos no va a facilitar necesariamente la cosa para ellos", estimó de su lado el holandés Bos.

Pese a las críticas, Francia persiste con su idea y su ministra de Economía, Christine Lagarde, envió una carta al respecto a la Comisión Europea el 30 de mayo.

En esa misiva, Lagarde propuso "abrir los debates sobre los efectos del alza de los precios para los más pobres", y precisó que sería "útil" que la UE analice "cómo se podrían utilizar los mecanismos que enmarcan el cálculo del IVA" para compensar el aumento de los precios del petróleo.

Pero si bien los ministros se mostraron poco inclinados a recibir favorablemente esta propuesta, no ocultaronn su preocupación frente al aumento de los precios al consumidor en la Eurozona.

La inflación en los 15 países que comparten la moneda única se aceleró nuevamente en mayo y volvió a su récord histórico de 3,6% interanual, en un contexto de creciente protestas en Europa por el aumento de los precios del petróleo.

La lucha contra la inflación es el mandato principal del BCE y un "tema de preocupación para todos", dijo el ministro esloveno de Finanzas Andrej Bajuk, cuyo país preside la UE.

Dejá tu comentario