La estrategia que usaron miles de usuarios de TikTok y Kpopers para boicotear un acto de campaña Trump

Mundo

El primer evento del mandatario luego de tres meses prometía cerca de 100 mil personas pero decepcionó debido a la baja cantidad de asistentes. Detrás del fracaso hubo una fuerte campaña de boicot en la red social.

El primer evento de campaña del presidente de EEUU Donald Trump en los últimos tres meses decepcionó ampliamente luego de que, después de promocionar la asistencia de 100.000 personas, apenas registró la participación de 12 mil. La jugada de usuarios de TikTok y cuentas de Kpopers, clave en el boicot.

"¡Casi un millón de personas solicitaron entradas para el Rally de la noche del sábado en Tulsa, Oklahoma!", escribió Trump en Twitter días atrás, expresando la euforia de un mitin que prometía ser masivo.

La Casa Blanca había prometido que el promocionado evento, el primer mitin de Trump en tres meses, se inundaría con hasta 100.000 personas. Pero las imágenes de televisión mostraron grandes secciones de asientos vacíos en el BOK Center, un estadio con capacidad para 19.000 espectadores.

Un evento al aire libre pensado para que Trump recibiera el aliento fue cancelado porque la multitud faltó a la cita, a pesar de que la campaña despertó gran interés en la antesala al evento sumando más de un millón de solicitudes de entradas.

Mercedes Schlapp, ayudante de la campaña de Trump, dijo a Fox News que muchos seguidores no pudieron entrar al BOK Center.

"Hubo factores involucrados como la preocupación por los manifestantes. Hubo manifestantes que bloquearon" a los asistentes, dijo Schlapp. "Y vimos que eso tuvo un impacto en la gente que venía rumbo al mitin", agregó.

Schlapp se hizo eco de una explicación ofrecida el sábado por la noche por el director de comunicaciones de la campaña de Trump, Tim Murtaugh, quien dijo que los manifestantes estaban "bloqueando el acceso a los detectores de metales, lo que impedía que la gente entrara".

Pero los reporteros en el terreno dijeron que no vieron problemas que impidieran el acceso al estadio.

Sin embargo, en la última semana, circularon informaciones de que usuarios adolescentes de la red social TikTok boicotearon el acto. El exestratega republicano y crítico con el mandatario Steve Schmidt dijo que los adolescentes de todo el país habían pedido entradas sin intención de ir para asegurarse que el acto tuviera asientos vacíos.

Mary Jo Laupp, a grandma who worked on Buttigieg’s campaign, seems to be the one who first.mp4

Mary Jo Laupp

Mary Jo Laupp, una usuaria de TikTok, dijo mediante la plataforma que "aquellos que querramos ver este auditorio de 19.000 asientos apenas lleno o completamente vacío, vayan a reservar boletos ahora para que lo dejemos solo (en referencia a Trump) allí en el escenario".

Miles de usuarios de la red social y cientas de cuentas de Kpopers viralizaron la campaña. Posteriormente al evento aseguraron que, debido a la posibilidad que daba la organización del evento, reservaron dos entradas cada uno a través del celular engañando al equipo de campaña del mandatario, para finalmente no asistir y lograr que el complejo se muestre vacío.

https://twitter.com/parscale/status/1272543199647666176

Brad Pascale, miembro del equipo de campaña de Trump, había ido más allá de la Casa Blanca asegurando que más de un millón de personas habían solicitado tickets para asistir. Pese a ello, la cifra de asistentes osciló entre los 6 mil y los 12 mil.

Trump tiene una especie de obsesión por las grandes multitudes y presumir de sus concurridos actos, comparándolos con los de su rival demócrata, Joe Biden, es uno de sus temas favoritos.

Schlapp se burló de un evento reciente de Biden en el que los organizadores siguieron las pautas de distanciamiento social, diciendo que el exvicepresidente era incapaz de atraer multitudes como lo hacía Trump.

La asistente dijo a Fox News que más de 5,3 millones de personas siguieron el mitin en línea.

Biden aventaja a Trump por 9,5 puntos en las encuestas nacionales, según un promedio realizado por RealClearPolitics.

En redes sociales, las burlas por la decepcionante asistencia llegaron en masa, incluyendo la famosos críticos con el presidente, como la cantante Pink.

Además del sabor amargo que le dejó la baja concurrencia, el equipo del presidente tuvo que lamentar los contagios de coronavirus de seis miembros que trabajaron en la organización del mitin.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario