Sometieron al papa Francisco a un nuevo test de coronavirus

Mundo

Fue por la hospitalización de un prelado que vive en su residencia. Dio negativo pero el Vaticano teme por la salud del Papa.

La hospitalización por coronavirus de un prelado italiano que vive en la misma residencia del papa Francisco generó preocupación en el Vaticano, que decidió someter al pontífice a un nuevo test de saliva que dio negativo, informaron este jueves medios italianos.

Según los diarios romanos Il Messaggero y Il Fatto Quotidiano, Francisco, de 83 años, fue sometido de nuevo a las pruebas de coronavirus y resultó negativo.

También fueron sometidos a un test los colaboradores más cercanos al Papa, con quienes comparte horas de trabajo, así como secretarias y personal de la residencia papal, la Casa Santa Marta.

Un equipo especializado comenzó a desinfectar las habitaciones y salas de la residencia del Papa, según fuentes oficiosas citadas por medios italianos.

No se descarta que el Vaticano sea bloqueado con una cuarentena obligatoria, una medida que hasta ahora Francisco no quiso adoptar.

En particular la Casa Santa Marta, donde residen varios monseñores, funcionarios de las congregaciones y de la Secretaría de Estado, los cuales comparten ascensores, el bar, los servicios, la capilla y las salas de estar.

El Papa suele celebrar todas las mañanas vía streaming la misa desde la capilla de su residencia y luego se traslada a pie al Palacio Apostólico, donde recibe a sus huéspedes en la biblioteca papal.

Debido a la pandemia de coronavirus que azota duramente a Italia, celebra desde el 8 de marzo las audiencias generales de los miércoles por streaming, desde la biblioteca, mientras la plaza de San Pedro está completamente vacía por las restricciones.

El pasado martes, el vocero del Vaticano, Matteo Bruni, dio cuenta de cuatro casos de COVID-19 en el Vaticano. Se trataría de un sacerdote que pasó por el centro médico de la Ciudad del Vaticano, un empleado del servicio de mercancías y dos de los Museos del Vaticano.

El prelado contagiado, un funcionario de la Secretaría de Estado, que vive en la residencia Santa Marta, sería por lo tanto el quinto caso.

Este jueves, durante la misa matutina desde su residencia en el Vaticano, el Papa dedicó especial atención a "los miedos" que desata la pandemia de coronavirus.

"En estos días de tanto sufrimiento, hay tanto miedo...", reconoció Francisco al iniciar la misa. "Roguemos al Señor para que nos ayude a tener confianza y a tolerar y superar nuestros miedos", dijo.

El Papa recordó "el miedo de los ancianos, que están solos", así como el "miedo de los trabajadores sin empleo" y el de los "muchos servidores sociales que en este momento ayudan a mantener la sociedad en marcha y pueden contraer la enfermedad", dijo.

"También el miedo -los miedos- de cada uno de nosotros: cada uno sabe cuál es el suyo", agregó.

Hasta ahora Francisco se negó a residir en el Palacio Apostólico, en el apartamento donde vivieron Benedicto XVI y Juan Pablo II, porque lo considera un lugar muy aislado y formal.

Sin embargo, el temor de que otros funcionarios presenten síntomas o tengan fiebre suscita alarma en el Vaticano, debido también a la elevada edad de sus residentes.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario