Violencia xenófoba en Sudáfrica deja ya al menos 14 muertos

Mundo

Johannesburgo (AFP, DPA, ANSA) - Al menos 14 personas murieron, cientos resultaron heridas y miles huyeron tras los hechos de violencia xenófoba contra inmigrantes de países vecinos ocurridos en vecindarios pobres de esta ciudad sudafricana, según informó ayer el portavoz de Médicos Sin Fronteras (MSF), Eric Goemare.

De acuerdo con las organizaciones de ayuda, Johannesburgo está cerca de sufrir una catástrofe humanitaria por los excesos contra los extranjeros. Las personas se agolpaban de a cientos en iglesias, salones comunitarios y puestos policiales por temor a morir. Goemare comparó la situación con la de los campos de refugiados.

«La policía no está en condiciones de proteger a los extranjeros. Todo lo que pueden hacer es reaccionar ante los estallidos de violencia que se expande rápidamente y la situación es extremadamente tensa», aseguró el vocero de MSF.

  • Refugiados

    Ayer, la violencia llegó al centro de la ciudad, donde cientos de refugiados de Zimbabwe se atrincheraban en una iglesia con ladrillos y palos para protegerse de nuevos ataques. La policía instó a la población a evitar ir a los vecindarios afectados.

    Según datos de las autoridades, en la mañana murieron al menos cinco personas y 50 resultaron heridas cuando los habitantes del barrio humilde de Cleveland atacaron a sus vecinos.

    Numerosas viviendas y comercios fueron saqueados o quemados. También se incendiaron autos de extranjeros. Los hechos de xenofobia se dieron principalmente contra zimbabwenses.

    «Dos personas fueron quemadas y tres fueron golpeadas hasta morir, unas 50 están siendo atendidas en diversos hospitales por heridas de bala o cuchilladas», dijo una policía.

    El diario «Sunday Times» informó que las ambulancias transportaban ininterrumpidamente a heridos a los hospitales. Los policías también fueron atacados. Testigos aseguraron que bandas con machetes o armas de fuego iban de puerta en puerta a la caza de extranjeros. En los vecindarios pobres de Ciudad del Cabo también se instó a los zimbabwenses a que dejaran sus casas.

  • Saqueos

    En los municipios de Thokozay Tembisa, en Johannesburgo, tres personas murieron el sábado por las heridas sufridas, y otra falleció en la mañana por los disparos recibidos. Tras los saqueos y las brutales peleas, cientos de extranjeros huyeron a una sala comunitaria, donde los heridos recibían atención de médicos de MSF.

    La policía, que desplegó helicópteros y vehículos blindados, señaló que la situación en el municipio de Diepsloot estaba «fuera de control y muy tensa». A los inmigrantes se los acusa de ser criminales y de disputarles puestos de trabajo a los sudafricanos.

    Los hechos de violencia estallaron hace una semana en el municipio de Alexandra, donde unas 1.000 personas viven desde hace días protegidas en una estación de policía por temor a perder la vida. A pesar de que en el pasado se produjeron incidentes similares, la xenofobia sorprendió a la opinión pública sudafricana y generó fuertes condenas. La Cruz Roja convocó a ofrecer donaciones para los afectados.

    Sudáfrica recibe inmigrantes pobres de Zimbabwe, Mozambique, Malawi y otros países vecinos, la mayoría de los cuales vive en el país de manera ilegal. Se estima que unos tres millones de zimbabwenses huyeron del caos económico y político de su país hacia Sudáfrica en los últimos años.
  • Dejá tu comentario