Criptomonedas en crisis: 5 enseñanzas de la debacle de FTX

Opiniones

A raíz de las consecuencias de la reciente debacle de FTX, una de las plataformas de criptomonedas más relevantes del mundo, muchos otros exchanges cripto están ahora considerando nuevas formas para garantizar y demostrar que los fondos de sus clientes estén a salvo de los malos actores de la industria, para reconstruir la confianza en la comunidad.

Por Julián Colombo

A raíz de las consecuencias de la reciente debacle de FTX, una de las plataformas de criptomonedas más relevantes del mundo, muchos otros exchanges cripto están ahora considerando nuevas formas para garantizar y demostrar que los fondos de sus clientes estén a salvo de los malos actores de la industria, para reconstruir la confianza en la comunidad. A medida que los exchanges centralizados trabajan para lograr este objetivo, muchas opciones diferentes se plantean bajo el titular de que son “la” solución definitiva para evitar problemas futuros.

Si bien las pruebas de fondos, de reservas y métodos similares pueden ser un comienzo para aumentar la transparencia, no brindan a los usuarios la confianza que necesitan para avanzar. ¿Por qué? Ninguna de estas soluciones prueba la propiedad de las claves necesarias para retirar esos fondos de un exchange. Si bien es útil que se demuestre que los fondos están allí, no sirve a los clientes si no están seguros de que pueden retirar su dinero cuando lo deseen o lo necesiten. Estas soluciones tampoco aseguran que los activos digitales en la billetera de un usuario sean suficientes para cubrir los pasivos del exchange. Divulgar públicamente las reservas sin hacer lo mismo con los pasivos simplemente no es suficiente.

Entonces, ¿qué deben hacer los exchanges? La respuesta radica en un enfoque múltiple que parta de una prueba de solvencia, pero que vaya más allá. Si bien no todos estos esfuerzos se pueden implementar de la noche a la mañana, es crucial responder con cuidado a las preocupaciones válidas de los usuarios y abordarlas de manera efectiva y sostenible. En Bitso creemos que la única manera de proporcionar la seguridad y transparencia adecuada para los usuarios surge de una combinación de 5 factores: 1) Árbol de Merkle y Reporte de Solvencia, 2) auditoría de terceros, 3) establecimiento de un grupo de trabajo de la industria, 4) pruebas de conocimiento cero (ZK) y 5) cumplimiento regulatorio. Con el tiempo, la implementación de estas prácticas no solo reconstruirá la confianza, sino que también ayudará a fomentar la adopción generalizada de las criptomonedas. Al responsabilizarnos a nosotros mismos y a los demás, la industria puede generar confianza aún entre los más criptoescépticos mientras creamos un camino hacia la innovación.

Árbol de Merkle y Reporte de Solvencia

Un árbol de Merkle es una estructura criptográfica que permite verificar un contenido de manera segura, donde cada “hoja” incluye la información fundamental del contenido de cada bloque. Es una técnica utilizada para calcular y realizar una prueba de reservas con una transparencia total que puede ayudar a los usuarios de plataformas cripto a validar sus saldos, a la vez que refleja la solvencia de toda la empresa en su conjunto. Si fusionamos árboles de Merkle con informes claros de solvencia, los clientes se sentirán más cómodos con la forma en que las empresas gestionan sus activos y pasivos.

Auditoría de terceros

Si bien la verificación de los activos y pasivos es clave, es también fundamental implementar una auditoría de terceros que confirme la posición de cada exchange. Una auditoría de terceros brinda la tranquilidad adicional que los clientes e inversores necesitan para asegurarse de que la plataforma que están utilizando diga la verdad, además de actuar como validador ante los organismos reguladores.

Grupo de trabajo de la industria

Es nuestra responsabilidad, como uno de los líderes del ecosistema cripto, trabajar de manera sinérgica con nuestros colegas para desarrollar un estándar para toda la industria. Los intentos de dañar a los competidores perjudican mucho más a los usuarios, y aún está por verse el impacto a largo plazo que esta lucha interna traerá a la industria. Debemos trabajar juntos para inspirar la innovación y la colaboración, dando el ejemplo y siguiendo el espíritu de código abierto que sustenta la comunidad blockchain y cripto.

Pruebas de conocimiento cero (ZK)

Una prueba de conocimiento cero (ZK, por su siglas en inglés) es una prueba criptográfica en la que una parte puede demostrarle a otra que algo es cierto sin revelar ninguna información privada de las partes involucradas. La industria ha llegado a un punto de inflexión en el que es hora de reemplazar los procesos basados en la mera confianza con pruebas criptográficas irrefutables. No deberíamos depender de los métodos heredados del sistema financiero tradicional para responsabilizar a las empresas cripto, ya que la tecnología es más compleja y distinta a la de los sistemas tradicionales. Las pruebas ZK permiten compartir la solvencia sin exponer ninguna información confidencial ni requerir que un tercero audite para generar confianza.

Cumplimiento regulatorio

A medida que evoluciona el mundo cripto, debemos seguir comprometidos a compartir las mejores prácticas de la industria y alentar marcos regulatorios que creen un ecosistema más transparente, seguro y responsable. Esto requiere educación y cooperación de los líderes de la tecnología blockchain, trabajando de manera conjunta con los reguladores para garantizar que la regulación desarrollada sea la mejor para los usuarios en primer lugar y, al mismo tiempo, defender las oportunidades de innovación que presenta esta tecnología. Trabajar con los gobiernos y entidades vinculadas es crucial para generar confianza entre los usuarios y garantizar el cumplimiento normativo en medio de un contexto de constantes cambios.

Conclusión

Generar confianza y transparencia entre los clientes y la comunidad llevará tiempo. Si bien más empresas evolucionan en esta industria naciente, existen algunas consideraciones cruciales que toda empresa confiable debe tener: cumplimiento normativo, gestión de riesgos, debida diligencia y transparencia. Si bien la prueba de reservas y la prueba de fondos son intentos válidos para calmar los temores de los usuarios a medida que nuestra industria experimenta cambios rápidos y nuevos desafíos, los intentos apresurados de transparencia resultarán inútiles en los próximos meses y años. Tomar medidas diligentes y reflexivas hacia la transparencia total requerirá mucho más trabajo, pero los beneficios para los usuarios, las empresas y la industria de las criptomonedas en general serán astronómicos.

CEO Argentina de Bitso

Dejá tu comentario