Tres alternativas de inversión para las próximas elecciones

Opiniones

Teniendo en cuenta el contexto complejo que estamos enfrentando, resulta indispensable pensar en posicionarse en diferentes instrumentos del mercado de capitales.

Los procesos electorales en este país suelen ser períodos de alta volatilidad e incertidumbre. Tomando cómo antecedente reciente las PASO 2019, el tipo de cambio oficial aumentó un 20%, el riesgo país un 70% y las acciones argentinas se desplomaron en promedio un 40%.

Dolar Oficial Riesgo País.jpg

RESUMEN DE LO QUE VA DEL AÑO

Empezando por el dólar, el oficial viene siendo controlado por el gobierno y desde el inicio del año sólo creció un 15%. En cuanto a lo que son el dólar MEP y CCL, tipos de cambio que deberían ser libres, también vienen siendo regulados por distintas normativas del gobierno que impiden cada vez a más gente acceder a ellos. Comenzaron con parking, luego la cantidad de nominales y últimamente controlando que todas las operaciones que se hagan vengan de cuentas bancarias a nombre del cliente. A pesar de estas regulaciones, aumentaron un 21%.

Este conjunto de regulaciones más la intervención activa del BCRA en el mercado, controlaron la expectativa de un dólar descontrolado hasta fin de año, lo cual se ve reflejado en los precios del dólar futuro en Rofex. A diciembre, el mercado espera que el tipo de cambio oficial sea de $111,15 aproximadamente.

En cuanto a los bonos soberanos en dólares, que vienen de una reestructuración importante, se encuentran rindiendo tasas del 18% en promedio. Este dato, lejos de ser positivo, refleja la falta de confianza que tiene el mercado global en estos instrumentos. Países como Angola y Camerún rinden un tercio comparados con Argentina. Este mercado tiene cada vez menos volumen, debido a la gran cantidad de regulaciones comentadas anteriormente.

AL30D.jpg
Fuente: Trading View.https://es.tradingview.com/

Fuente: Trading View.https://es.tradingview.com/

Por el lado de la inflación, llevamos acumulado en lo que va del año un 29,1% superando lo estimado en el presupuesto 2021. Según el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) del Banco Central, se proyecta para el año una inflación del 48,2%. Hay que tener en cuenta que si el gobierno continúa con la emisión monetaria y con la disminución de las restricciones de circulación se van a generar aumentos de precios en el corto plazo. Como dato positivo, podemos destacar que las pymes tienen oportunidades de financiarse en el mercado de capitales a tasas considerablemente menores que la inflación, es decir, a tasas reales negativas.

En cuanto a la actividad económica, a pesar del aumento que se viene mostrando desde comienzos del 2021, el nivel sigue siendo inferior al de 2019. El gobierno busca sostener el consumo interno para tener cierto avance en el nivel de actividad con control de precios y el intento por mantener los ingresos de los distintos sectores, pero la actividad se ve castigada por el elevado nivel de inflación que castiga los ingresos reales. Las pymes tampoco lograron recuperar el nivel de actividad que tenían antes de la pandemia. Hoy en día tenemos la misma cantidad de firmas que en 2008 y con lentas señales de recuperación.

¿CÓMO POSICIONARSE PARA LAS ELECCIONES?

Teniendo en cuenta el contexto complejo que estamos enfrentando, resulta indispensable pensar en posicionarse en diferentes instrumentos del mercado de capitales según sea la visión que tenga cada uno.

En este sentido, sintetice tres alternativas de cartera para poder obtener rendimientos durante este proceso:

CARTERA CONSERVADORA:

Teniendo en cuenta las variables mencionadas anteriormente, vemos más atractivos los instrumentos que ajustan por CER (inflación) por sobre los vinculados a la evolución del tipo de cambio (dólar linked). Por esto recomiendo posicionarse un 70% en el tramo corto de la curva de bonos CER y un 30% en bonos tasa variable (BADLAR) de la Provincia de Buenos Aires o CABA.

CARTERA MODERADA:

En esta cartera, recomiendo invertir un 70% en obligaciones negociables en dólares. Los mejores riesgos de estos títulos rinden entre un 5% y 8% anual en dólares. Esto representa una muy buena opción para obtener una renta en dólares sin exposición al sector público. El 30% restante puede posicionarse en bonos CER o fondos comunes de inversión T+1.

CARTERA AGRESIVA:

Para esta cartera recomiendo posicionarse un 80% en renta variable y un 20% en renta fija. En cuanto a renta variable un instrumento interesante son los CEDEARS, ya que, permiten invertir en acciones fuera del riesgo argentino y con cobertura del tipo de cambio. Teniendo en cuenta que el mercado norteamericano se encuentra en máximos históricos, recomiendo tener cautela a la hora de elegir los papeles. Según el riesgo que se desee asumir, CEDEARS de baja volatilidad como Coca-Cola (KO), Visa (V) y Procter & Gamble (PG) pueden incorporarse en las carteras. Son empresas maduras, con buenos rendimientos y pagos de dividendos. Para un perfil más agresivo, se podría pensar en empresas como Apple (AAPL), AMAZON (MSFT) y Wells Fargo( WFC).

Para un trade electoral, se puede incluir en este porcentaje algunas acciones argentinas. Recomiendo papeles como Banco Galicia (GGAL), Loma Negra (LOMA) y Pampa Energía (PAMP).

En cuanto al 20% restante de la cartera podemos pensar en bonos sub-soberanos Badlar, que rinden aproximadamente un 53% en pesos.

En resumen, puedo decir que en eventos binarios como son las elecciones hay que entender que puede pasar cualquiera de los dos escenarios. Uno puede llegar a ser más favorable que otro, pero lo que es seguro, es que impactará en el mercado. Por eso recomiendo para perfiles más agresivos tomar posiciones en instrumentos de Argentina, que adicionalmente se encuentran a precios históricamente bajos y podrían mostrar un rally alcista. Lo que es seguro, es que hay que tomar decisiones de inversión y no estar líquidos para evitar que cualquiera de las posibilidades no afecte a nuestro patrimonio.

Asesor financiero de Invertir en Bolsa (IEB).

Temas

Dejá tu comentario