"Pepín" de nuevo en la mira por "persecuciones" a Gils Carbó

Política

El postulante a vocal de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo de la Capital Federal, Gabriel De Vedia, manifestó que el exasesor de Mauricio Macri le dijo que si la entonces exprocuradora -jefa de fiscales- no presentaba su renuncia, terminarían "presas ella y sus hijas".

Más problemas para Fabián “Pepín” Rodríguez Simón: el fiscal de la Seguridad Social y postulante a vocal de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo de la Capital Federal, Gabriel De Vedia, aseguró ayer que, durante una reunión que mantuvo en 2017 con el exasesor judicial “estrella” de Mauricio Macri, éste le dejó claro que la si la entonces procuradora general -jefa de fiscales- Alejandra Gils Carbó no presentaba su renuncia, terminarían “presa ella y sus hijas”.

Las declaraciones de De Vedia se dieron en la audiencia pública -virtual- que realizó la comisión de Acuerdos del Senado, que comanda la camporista Anabel Fernández Sagasti. La mendocina busca renovar su banca y continuar como una de las personas de confianza de la presidenta de la Cámara alta, Cristina de Kirchner.

Tras cuestionamientos de la oposición, el fiscal señaló: “Lo digo ahora porque sentía que tenía algo callado y que si lo decía ahora podía ayudar”. Cuando se le preguntó el motivo por el cual no acudió a la Justicia a formular la denuncia correspondiente tras la amenaza de Rodríguez Simón, De Vedia sostuvo que “la destinataria del mensaje era la Procuradora y si alguien tenía que denunciarlo era ella”.

El fiscal enfatizó que, en la charla con Rodríguez Simón -por vínculo familiar-, “la respuesta fue ‘si me trae la renuncia de la Procuradora esto se acaba acá; si no, entonces meteremos presas a las hijas y a ella’”. Y agregó: “Me quedé sorprendido, no la esperaba”.

Desde el macrismo, Guadalupe Taglaferri y Laura Rodríguez Machado apuntaron a De Vedia como “parcial” y tener “intencionalidad política” al decidir revelar la reunión con el asesor de Macri tres años después de ocurrida. “Veíamos una embestida mediática que nos preocupaba. Yo era un fiscal que veía con buenos ojos el trabajo que se estaba haciendo (Gils Carbó) en la Procuración y sabía que a ella también le generaba tristeza y preocupación”, aseguró el candidato a camarista.

A pesar de los cuestionamientos, el pliego de De Vedia recibió el aval del Frente de Todos, que maneja el formoseño José Mayans, y será aprobado en las próximas semanas por el pleno del Senado, gracias a la mayoría cristinista.

Al inicio de la reunión, Fernández Sagasti expresó que “no se recibió ninguna observación” hacia ninguno de los postulantes propuestos. La segunda jornada de audiencias públicas continuará, desde las 10 de hoy, con otros 18 candidatos propuestos para cubrir diversos cargos que se encuentran vacantes en la justicia de diferentes provincias.

El candidato del Gobierno a procurador general, Daniel Rafecas, sigue en espera. El oficialismo busca sumar voluntades en las elecciones para lograr quórum propio en Diputados y modificar la ley del Ministerio Público. Mientras tanto, el Frente de Todos busca acorralar al procurador interino, Eduardo Casal, a través de acusaciones desde el Congreso.

Dejá tu comentario