CGT: le cierran la puerta a Caló y crece la tensión interna (Congreso sesiona hoy)

Política

Los “gordos” y los “independientes” ratificaron su alianza con Barrionuevo; el malestar alcanza a Moyano por el reparto de cargos.

El Congreso de renovación de autoridades de la CGT sesionará hoy en un clima de alta tensión luego de que ayer los “gordos” de los grandes gremios de servicios le cerraran la puerta al metalúrgico Antonio Caló para incorporarse a la próxima jefatura colegiada.

Anoche el malestar era patente no sólo en la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) sino en el grueso de los sindicatos industriales, promotores de la nominación, y también en el sector de Hugo Moyano, que si bien tenía garantizada una de las secretarías generales reservada en principio para su hijo mayor, Pablo, rezongaba por la falta de apertura de otros cargos para su espacio.

El raid de encuentros de último momento dejó ayer como principal conclusión la negativa de los “gordos” y los “independientes” de buen diálogo con todos los gobiernos a modificar el esquema de trío con Héctor Daer (Sanidad), Carlos Acuña (estaciones de servicio) y un moyanista. De hecho, una queja generalizada entre los grupos que se aprestaban a retornar hoy al Consejo Directivo de la CGT era que la mayoría de los cargos quedaban reservados para los sectores hoy dominantes y el de Luis Barrionuevo, sin perspectiva de sillas relevantes para el resto.

La reunión central se desarrolló en la Unión Obrera de la Construcción (UOCRA) adonde acudió la “mesa chica” de conducción con los actuales protagonistas de la central obrera junto a Pablo Moyano. En paralelo, los sindicatos industriales volvieron a congregarse en la sede de los mecánicos del SMATA para mostrar unidad detrás de la nominación de Caló. Recibieron como respuesta de los “gordos” y los “independientes” que ya se había resuelto un nuevo triunvirato y que no tenía espacio para el metalúrgico.

La cerrazón frente a la postulación de Caló tiene un vértice político y otro sindical: se lo considera demasiado afín al kirchnerismo, una expresión del Frente de Todos que causa particular escozor en la cima de la CGT. Y también lo sindican como eventual aliado de Moyano en un diferendo interno. Hasta ahora “gordos” e “independientes” habían logrado un entendimiento casi sin fisuras con Barrionuevo y su delfín, Acuña, como para ponerlo en riesgo con una apertura de la jefatura.

Para el Congreso de hoy ningún dirigente preveía anoche un escenario de ruptura. Sin embargo, en los campamentos más golpeados por la exclusión de Caló y por la falta de cargos para Moyano analizaban esquemas alternativos que iban desde la retirada de las figuras centrales, como el número dos de Camioneros, para dejarle su lugar en el triunvirato a un subalterno como Omar “Manguera” Pérez (algo similar podría ocurrir con gremios como SMATA y otros del rubro fabril), hasta tomar la determinación de no participar en el Consejo Directivo como sucedió en 2016 con la Corriente Federal de Trabajadores entonces capitaneada por el bancario Sergio Palazzo. De paso, ese fue otro de los sectores que anoche rumiaba bronca por la falta de ofertas.

La máxima instancia electiva de la CGT deliberará desde las 7 en el predio de Comercio en Parque Norte. Allí se concretará primero un Congreso extraordinario que modificará el estatuto para abrir espacios al cupo femenino (ampliarán de 25 a 33 el número de secretarías y en cada una de ellas los sindicatos deberán nombrar a un hombre y a una mujer para ocuparlas) y luego el de carácter ordinario que deberá elegir una nueva conducción.

Hasta la semana pasada el clima de concordia imperaba en las negociaciones previas. La discordia quedó planteada con la enunciación por parte de Caló de su interés por sumarse a una jefatura colegiada, y la posterior reacción de Barrionuevo para defender su espacio representado por Acuña. El clima de tensión también complica al Gobierno y en particular a Alberto Fernández, que el martes recibió a la CGT en la Casa Rosada para supuestamente celebrar por anticipado la vocación unionista con que estaba planteado el Congreso de hoy.

Dejá tu comentario