Un cumpleaños aportó datos sobre el futuro del macrismo

Política

El macrismo boquense más íntimo, algún que otro agregado y el mundo partidario se dejó ver el fin de semana en el Tattersall para celebrar el cumpleaños de María Inés Belloni, esposa de Daniel Angelici. La dama en cuestión no extraña al fútbol para nada; de hecho, además de presidir una ONG ha trabajado en Boca. Por eso algunos presentes no estuvieron sólo por su marido. Así ficharon en el Tattersall los presidentes de Lanús, Nicolás Russo; Racing, Víctor Blanco; y el vice de Estudiantes, Pascual Caiella, en el mismo lugar que Christian Gribaudo, excandidato a presidente de Boca y varios representantes de jugadores como Adrián Ruocco, y el campeón mundial Jorge Burruchaga junto a Guillermo Coppola. De la política compartieron la noche Cristian Ritondo, Francisco Quintana, Fernando Rovello y Martín Ocampo, entre otros.

Allí se habló bastante del futuro de Mauricio Macri que no preside el PRO, cargo que asumió la semana pasada Patricia Bullrich, pero que pretende, sin garantías de éxito, mantener liderazgo. Ese ejercicio que en el verano practicó desde la intimidad de Villa La Angostura (con los errores de ese video ante nequinos macristas que terminó revelando esa frase rotunda sobre su preocupación por el final del crédito para la Argentina que desató la crisis) y continuará ahora en sus oficinas de Olivos tiene varios frentes de batalla. Los radicales protagonizan uno.

El mendocino Alfredo Cornejo se sinceró más de lo habitual esta semana al pedir la jefatura de Cambiemos: “El radicalismo tiene que conducir el frente. Sólo nosotros en la oposición podemos conducir”, Sacudió a la alianza de partidos con ese pedido imposible que en realidad hoy más que apuntado a Macri, está dirigido a Horacio Rodríguez Larreta, que tiene en sus manos más chances de futuro que el expresidente. Todo eso pasaba entre las mesas mientras circulaban salmón, cordero y luego se preparaba la mesa dulce y el cotillón.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario