28 de enero 2011 - 22:45

Cristina inauguró obras en El Calafate y recordó a Kirchner

Cristina de Kirchner.
Cristina de Kirchner.
La presidenta Cristina Kirchner afirmó que "siempre" va "por más" y que se rendirá "sólo ante la soberanía del pueblo y ante Dios", al encabezar un acto en la localidad santacruceña de El Calafate, donde inauguró una planta purificadora.

Un día después de haber homenajeado a su esposo Néstor Kirchner en una ceremonia privada en Río Gallegos al cumplirse tres meses de su muerte, la Presidenta desembarcó en la villa turística ubicada a metros de los hielos continentales, donde pronunció un discurso con nuevas señales sobre su posible intento reeleccionista y varias alusiones al ex mandatario.

"En este lugar que tanto nos cuesta vivir porque el viento, la lejanía, la soledad, la estepa, todo nos va forjando ese carácter de luchadores. Y ese es el compromiso nuestro: nos rendimos únicamente frente a la soberanía del pueblo y frente a Dios", señaló la jefa de Estado.

"Siento que él nos esta acompañando y nos va a seguir acompañando en la tarea de dar dignidad y crecimiento a la Patria y a todos los argentinos", agregó la Presidenta en alusión a su esposo Néstor Kirchner.

En su discurso, la mandataria también rechazó las versiones de que iba a vender su casa de El Calafate y confirmó que continuará retornando a esa villa turística cada vez haga un alto en sus actividades en Buenos Aires, al destacar que sigue siendo su "lugar en el mundo".

"Alguien me decía que le habían dicho que me iba a ir, o que iba a vender mi casa, son tonterías. Cómo voy a vender ese lugar con el cual me siento tan identificada y siento que he construido las cosas mas hermosas en toda nuestra vida", señaló acerca de los años compartidos con Kirchner en El Calafate, adonde se solían alojar algunos fines de semana en su residencia "Los Sauces".

La Presidenta encabezó el acto en El Calafate, luego de permanecer el jueves en Río Gallegos, donde visitó la tumba de su esposo junto a su hijo Máximo.

"Tengo toda la fuerza que tuve siempre, que me da el frío, que me da el viento, que me da la Patagonia. Me bajonea un poquito el calor del norte, que hay que sufrir sólo unos dos meses", señaló Cristina Kirchner haciendo referencia al golpe de calor que sufrió días atrás en la Casa Rosada.

La Presidenta inauguró en El Calafate, junto al gobernador Daniel Peralta, una planta potabilizadora de agua que beneficiará a los más de 15.000 habitantes de la localidad, de acuerdo con lo señalado.

Al respecto señaló que "nunca en la historia, en un período tan corto, como este de ocho años de gobierno, se habían hecho tantas obras como ahora".

Y destacó que "la magnitud" de la planta purificadora, que se construyó con una inversión de 140 millones de pesos, íntegramente financiada por la Nación.

Tras la ceremonia, la mandataria se trasladaba a la residencia familiar de "Los Sauces" ubicada en la villa turística, donde descansará durante el fin de semana, para retomar su agenda el próximo lunes en la Casa Rosada.

El lunes recibirá a su par de Brasil, Dilma Rouseff, quien desde su asunción el pasado 1 de enero eligió a la Argentina para hacer su primera visita oficial.

Dejá tu comentario

Te puede interesar