El peronismo festejó el Día de la Lealtad con actos en distintos puntos del país

Política

El peronismo federal celebró este miércoles en la provincia de Tucumán uno de los tres actos del Día de la Lealtad que están programados en todo en país. El acto estuvo encabezado por el gobernador local, Juan Manzur, quien hizo un llamado a la "unidad" de cara a 2019.

El secretario general de la CGT, Héctor Daer, primer orador del acto, sostuvo que "la prioridad es la unidad, no sea cosa que de vuelta por diferencias nos ganen por el uno por ciento".

"El peronismo tiene matices pero vamos a defender a nuestra patria", afirmó el dirigente sindical, quien pidió "volver a dar un signo de unidad".

A su turno, la jefa del bloque de Diputados del Frente Renovador, Graciela Camaño, sostuvo: "Nuestros aliados son los trabajadores, las pymes, los jubilados. Nuestros aliados son los pobres de la patria, los comerciantes y las economía regionales que agonizan".

El último orador fue el anfitrión, Manzur, quien además de arengar al peronismo a que vaya unido de cara a 2019, aprovechó el discurso para lanzar su candidatura a la reelección. "En el 2019 la fórmula del peronismo es Manzur-Jaldo en Tucumán", anunció.

"Les pido a todos los compañeros sin excepción: el peronismo en el 19 tiene y debe ir unido", expresó el mandatario provincial. "Miren lo que nos pasa con este modelo económico que implementa el modelo nacional. Cada vez tenemos más pobres y más indigentes, están cerrando las fábricas, la inflación es de dos dígitos, la gente no tiene más plata. Por eso es que convoco a la unidad, para que el peronismo el en el 19 encuentre a los hombres y mujeres que nos lleven al triunfo", expresó.

Del multitudinario encuentro participaron el líder del Frente Renovador, Sergio Massa; el jefe del interbloque Argentina Federal en el Senado, Miguel Pichetto; la titular del bloque de diputados del Frente Renovador, Graciela Camaño; el diputado Diego Bossio; el histórico dirigente Julio Bárbaro; y el referente sindical Luis Barrionuevo, uno de los organizadores del evento.

La comitiva del bloque Justicialista en la Cámara baja también estuvo integrada por el presidente de esa bancada, el salteño Pablo Kosiner; el tucumano Pablo Yedlin; y el bonaerense Eduardo "Bali" Bucca.

Los gobernadores que dijeron presente fueron la catamarqueña Lucía Corpacci y el riojano Sergio Casas, además de los vicegobernadores de Santiago del Estero, José Emilio Neder, y de Chaco, Daniel Capitanich.

Así las cosas, en Tucumán quedó bosquejado a grandes rasgos el espacio del PJ Federal, que apunta a construir una estrategia superadora del kirchnerismo, en tanto que la contracara fue el acto del PJ bonaerense que horas más tarde tuvo lugar en el partido de Merlo.

Fernando Espinoza, Gustavo Menéndez, Máximo Kirchner y Jorge Ferraresi, durante el acto del Pj bonaerense en Merlo.


Allí se ratificó el liderazgo de Cristina de Kirchner, pese a que su hijo Máximo fue corrido del papel de orador por parte de los organizadores porque los intendentes eran los encargados de hablar durante el acto.

Al hacer foco en lo que denominó la "judicialización de la política", el diputado Fernando Espinoza arremetió contra la "persecución" a Cristina y a Pablo Moyano, mientras que el presidente del PJ bonaerense e intendente de Merlo, Gustavo Menéndez, no anduvo con vueltas al advertir: "Ojo con tocar a uno solo de los compañeros peronistas. Todos sabemos que Cristina y Máximo tienen espalda, ojo con Florencia. Estamos mirando".

En tanto, el presidente del PJ, José Luis Gioja, escapó a las luces de los grandes actos y optó por viajar a Corrientes para participar de un acto en el PJ local para apoyar el proceso de reunificación partidaria.

Gioja y Agustín Rossi celebraron el Día de la Lealtad en Corrientes.

Estuvo acompañado por el jefe del bloque de diputados del Frente para la Victoria-PJ, Agustín Rossi.

El sanjuanino estaba invitado a la cumbre de Tucumán, pero declinó porque el evento tuvo como una de las cabezas visibles al gastronómico Luis Barrionuevo, con quien rivalizó hasta hace pocos meses, dado que el sindicalista estuvo a cargo de la intervención que puso una pausa transitoria a su jefatura del partido.

El sindicalismo de corte más combativo, alejado de la cúpula cegestista, se juntó para evocar el 17 de octubre de 1945 en la sede de SMATA en la Capital Federal, con el camionero Hugo Moyano como principal foco de atracción.

Acto en la sede de SMATA.

Compartió el acto con dirigentes del flamante "Frente Sindical para un Modelo Nacional" como Sergio Palazzo (la Bancaria), Omar Plaini (Canillitas), Hugo Yasky (CTA) y el anfitrión Ricardo Pignanelli (SMATA).

También en el marco del Día de la Lealtad, se congregó en Córdoba una de las vertientes de las 62 Organizaciones, la encabezada por el líder de la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (UATRE), Ramón Ayala, quien transmitió un mensaje de acompañamiento a la gestión de Mauricio Macri.

Dejá tu comentario