Refuerzan los controles en la frontera de Salta con Bolivia para evitar cruces ilegales

Política

La significativa baja en las aguas del Río Bermejo produjo un incremento del movimiento de personas sin los controles obligatorios decretados para mitigar la expansión de la pandemia de Covid-19.

El gobierno nacional dispuso reforzar los controles de las fuerzas federales de seguridad en las inmediaciones del paso internacional de Aguas Blancas, en la provincia de Salta, para mejorar el control de la circulación clandestina transfronteriza entre Bolivia y la Argentina.

Desde el jueves 13 de agosto, el gobierno de la provincia de Salta verificó una significativa baja en las aguas del Río Bermejo, cuyo escaso caudal de agua produjo un incremento del movimiento de personas sin los controles obligatorios decretados por el Estado para todo el país.

En ese contexto, las autoridades locales advirtieron un particular descontrol en dicha zona fronteriza, lo que motivó que el gobierno nacional enviara la ayuda necesaria para tener una mayor presencia de gendarmes que contribuyeran a restablecer el movimiento normal de personas y mercaderías.

salta frontera2.jpg

"Por órdenes de las autoridades nacionales, y como respuesta a esa situación, las y los trabajadoras de esa fuerza se han dispuesto en las inmediaciones del paso fronterizo de Aguas Blancas para extender geográficamente el control del cumplimiento de las normas vigentes destinadas a mitigar los efectos y la expansión de la pandemia del COVID-19",, se informó oficialmente.

"Dado que esta zona constituye una unidad regional de relaciones, intercambios y cotidianidad económica, cultural, familiar y social, las restricciones impuestas por el COVID-19 así como por los recientes rebrotes de contagios, han generado efectos locales que requieren un abordaje específico de parte de las autoridades provinciales y nacionales", agregó el comunicado.

Dejá tu comentario