Finanzas

Por el dólar, el S&P Merval rebotó 1,5%, pero ADRs se hundieron hasta 4,5%

El panel líder aumentó y recuperó la cota de los 30.000 puntos. Sin embargo, los ADRs de energéticas y algunos bancos profundizaron su debilidad, y anotaron caídas de hasta 4,8% (Supervielle).

En el marco de una jornada muy volátil, la bolsa porteña volvió a la senda alcista este viernes, sostenido por la suba del dólar contado con liquidación, en momentos en que prevalece la cautela inversora por los temores que genera la incertidumbre política y el futuro de la economía doméstica en un año electoral.

Con el riesgo país nuevamente en alza, el índice S&P Merval de Bolsas y Mercados Argentinos (BYMA) rebotó un 1,5% y recuperó las 30.000 unidades, después de alternar subas y bajas durante el primer tramo de la jornada.

El panel líder fue impulsado por el efecto alcista del "contado con liqui" (trepó 3% a $ 46,46), ya que los ADRs de energéticas y algunos bancos profundizaron su debilidad, y anotaron caídas de hasta 4,4% (Supervielle).

De esta forma, entre los ascensos del día en la plaza local, se destacaron las acciones de Mirgor (+7,8%); Aluar (+7,3%); y Central Puerto (+4,8%).

Por el contrario, las bajas fueron lideradas por los papeles de Edenor (-4%); Comercial del Plata (-1,4%); y Pampa Energía (-1,3%).

La perlita de la jornada la dio Central Costanera que, en el panel general, se disparó 28,3%tras conocerse en la víspera que abonará un dividendo en efectivo de $ 2 mil millones.

El volumen operado en acciones continúa siendo bajo ($ 637 millones) lo que provoca grandes movimientos intradiarios en las cotizaciones, mientras algunos fondos reacomodan carteras, indicaron desde Bull Market Brokers.

En la sesión previa, el panel líder cayó un 0,6%, tras alcanzar una baja del 4,8% a un nivel mínimo intradiario de 28.309,75 puntos.

"Luego del fuerte castigo que sufrieron los activos domésticos, a raíz del ´remate´ de posiciones por parte de inversores del exterior, algunos operadores se van animando selectivamente a aprovechar las valuaciones apostando a que se vivió una ´sobrerreacción´", dijo un analista del mercado.

Aun así, los ensayos de reacción desde el trading resultan tácticos y frágiles ya que están motorizados por múltiples rumores políticos y económicos, además de intervenciones oficiales que buscan actuar como soporte, dentro de un panorama aún demasiado incierto.

"La cruda realidad se vio en el exterior. Por eso, la conclusión es que las acciones continuarán con un claro sesgo negativo de mediano plazo, y que todo rebote técnico que vimos en los dos últimos días, son una oportunidad de venta", analizó un reporte de una sociedad de bolsa.

En el mercado de cambios, la mayor tranquilidad de las monedas emergentes y la batería de medidas del BCRA desplegadas el jueves (suba de tasa, ventas de futuros, y de dólares del Tesoro) no impidieron esta vez que tras arrancar más flojo el dólar al final cerrara más firme (a casi $ 46 en la plaza mayorista).

Ocurre ante la creciente dolarización de carteras, en medio de la expansión de pesos que viene dejando como saldo las licitaciones de Leliq, por más que el BCRA haya convalidado nuevas subas de tasa a casi el 72%.

"Los inversores reconocen que incluso los respiros pueden resultar efímeros ya que la volatilidad seguirá vigente ante la elevada incertidumbre política, la cual podría abrir nuevos rounds de dolarización de inversores extranjeros y también de ahorristas locales", evaluó el economista Gustavo Ber.

En la semana que culminó, el panel líder sufrió un retroceso del 6,35% (medido en pesos), con Aluar (+4,4%), al tope de las subas, y con Cablevisión (-14,3%), anotando la mayor baja.

Bonos y riesgo país

En el segmento de la renta fija, los principales bonos nominados en divisas no lograron extender el repunte de la segunda parte de la rueda del jueves, impulsados por selectivas compras de la ANSES.

Los retrocesos del día fueron encabezados por el bono centenario (-3,1%); el Discount bajo ley neoyorquina (-2,3%); y el Bonar 2024 (-0,3%).

En el acumulado semanal, las bajas de los títulos públicos en dólares promedian -6,5% punta a punta.

Por su parte los bonos en pesos volvieron a operar mixtos, pero terminan la semana con caídas de 8% promedio para los ajustables por CER y del 6% para el caso de los floaters, reportó el Grupo SBS.

En cuanto a las letras, las Lecaps cerraron con tasas del 56% promedio para el tramo corto, del 60% promedio para el tramo medio y del 66% promedio para el tramo más largo. Finalmente, las subastas de Leliqs arrojaron una tasa promedio de 71,87%.

En tanto, el riesgo país, que mide el JP Morgan, rebotó 2,6% (24 unidades) a 963 unidades, tras un arranque bajista. El índice viene de superar los 1.010 puntos en la sesión previa.

A su vez, los seguros contra default (CDS) a 5 años cerraron en 1.214 puntos, cayendo este viernes 35 puntos, pero trepando en la semana 265 unidades.

De esta forma, la Argentina lidera cómodamente el ranking de países con más riesgo de default del planeta (detrás de Venezuela).

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Temas

Dejá tu comentario