Chubut, como La Rioja, reedita el reclamo por el punto de la coparticipación perdido en los 80

Ambito Nacional

Los gobernadores se basan en el antecedente de CABA y Provincia para reclamar un valor cedido durante la gestión de Raúl Alfonsín, cuando se reconfiguró el polémico sistema de reparto.

Luego de la decisión que tomó el Gobierno nacional de quitarle un punto de la coparticipación a la Ciudad para destinarla a la provincia de Buenos Aires, con el objetivo de financiar el aumento a la Policía Bonaerense, fueron varios los gobernadores que elevaron la voz en reclamo de una revisión parcial del sistema de transferencia y sus montos.

Con esta medida, Alberto Fernández logró frenar un conflicto en ciernes pero también despertó el interés de los mandatarios provinciales, quienes se respaldaron la quita y ahora van por más. En esa línea también se encuentra Mariano Arcioni, al frente de Chubut, quien tras manifestarse en favor de la acción nacional ahora “vamos a trabajar por la reparación histórica. Nosotros hicimos reclamos hace 2 años y agotamos todas las vías administrativas. Lo que ocurrió con Provincia de Buenos Aires demuestra que el Presidente abre la puertas para debatir y encontrar una solución al punto que ha perdido la provincia”.

Para avanzar en ese sentido, el gobernador aseguró que “tenemos que unir las fuerzas políticas porque la coparticipación beneficiará a todo Chubut”. La situación local es grave. La Provincia vive una crisis económica, política y social con atrasos en los pagos de más de dos meses.

El otro caso es el de La Rioja, que sostiene un reclamo histórico por el punto de coparticipación arrebatado en 1988 durante la gestión de Raúl Alfonsín. Sin embargo, a diferencia de Chubut, el gobierno de Ricardo Quintela logró que este año la Casa Rosada incluyera en el Presupuesto 2021 una partida de $9.470 millones más $370 millones extra para los municipios, para compensar por fuera de la coparticipación parte de esos ingresos.

Días atrás, durante un encuentro que el riojano mantuvo con el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, logró el compromiso de la administración de Alberto Fernández para activar de aquí en adelante un esquema de acompañamiento financiero para emparchar, de alguna manera, la fisura que representa para la provincia la detracción de fondos coparticipables.

Volviendo a Chubut, según lo manifestado por el propio Arcioni “la coparticipación es mucho dinero, estamos hablando de 2.500 a 3.000 mil millones de pesos mensuales”. Y agregó que “seguimos siendo una de la provincias que más aporta al Gobierno Nacional. Estamos trabajando por una unidad, para ser un país federal debemos entender que todos somos argentinos y todos tenemos que colaborar, tenemos que lograr la justa distribución”.

En diálogo con Ámbito, el vicegobernador Ricardo Sastre expresó que “cualquier tipo de recursos que pueda generar nuevos dividendos en la Provincia son bienvenidos. Pero hay que ser claro: el ejemplo de lo que pasó entre CABA y Provincia no puede ser el disparador. Pasó mucho tiempo en el que se podía haber reclamado, y no se hizo”.

Para el presidente de la legislatura de Chubut “el contexto que atraviesa el país no es el mejor para ir a la carga barraca contra el Estado nacional. Son momentos dificultosos y no es lo que corresponde”. Hechas las aclaraciones del caso, Sastre sostiene que “en caso de que pudiese hacerse una renegociación y recuperar algo de los puntos cedidos en los 80, en primer lugar tendría que ir a normalizar la situación de un estado que prácticamente no funciona para se ponga en marcha y funcione como tal”.

En la década del 80, Chubut cedió derechos que nunca recuperó, bajando el monto coparticipación del 1,9588% al 1,5842%. “Por supuesto que mayores ingresos de coparticipación serían bienvenidos y de toda justicia, pero con una administración sin criterio no vamos a salir de este desastre”, le dice a este medio el diputado nacional por Juntos por el Cambio, Gustavo Menna. Y agrega que “el gobierno provincial carga las tintas sobre la ley de coparticipación aprobada durante el gobierno de Alfonsín, alegando que en esa oportunidad el gobernador Viglione consintió la pérdida de un punto. Pero eso no es cierto, el coeficiente de Chubut bajó en esa ley 0,30 puntos, pero lo que no se dice es que por primera vez en la historia, la Nación pasó de coparticipar el 50% a las provincias, cuando históricamente había sido el 20%”.Está claro que el 1,60% del 50 es mucho más que el 1,90% de 20. Y lo dicen con malicia o ignorancia quienes guardaron silencio y no reclamaron la quita del 15% entre 2008 y 2015”.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario