Cristina inaugura primera obra con fondos repatriados

Ambito Nacional

Santa Cruz - Cristina de Kirchner intentará reaparecer hoy en la tierra natal de Néstor Kirchner -sólo si las cenizas volcánicas en el aire y una protesta de la UOCRA lo permiten- para inaugurar formalmente una cementera, cuya construcción fue financiada con parte de los polémicos ahorros de Santa Cruz en el exterior, ya repatriados aunque todavía sumidos en el oscurantismo.
Anoche eran intensas las gestiones en Buenos Aires para intentar destrabar ese conflicto salarial, que amenazaba con montar hoy un piquete frente a las narices de la Presidente en Pico Truncado, además del bloqueo de la Ruta Nacional 3. La protesta mantiene, además, paralizada la obra pública provincial.
En este tenso marco, ayer se instaló en la Legislatura una puesta en escena -en base a la mayoría kirchnerista- para intentar darle algún viso de seriedad al manejo de esos millonarios recursos, producto de regalías mal liquidadas.
Sin embargo, lo que se aprobó -con el obvio rechazo opositor- fue un informe del Tribunal de Cuentas respecto de esos activos financieros en el exterior en lo que respecta recién a 2006. Según la UCR local, en rigor se trató sólo de «la certificación de informes del Ejecutivo, incompletos y sin respaldo documental suficiente».
 Presupuesto 2008
Allí los legisladores aprobaron además el Presupuesto 2008, también con el rechazo de la oposición, porque «no incorpora» esos cerca de u$s 554 millones que duermen hoy en una cuenta de la provincia en el Banco Nación.
Para enturbiar aún más el desembarco presidencial de hoy, ayer renunció la titular de la Caja de Previsión Social santacruceña, Mónica Morandi, en medio de fuertes cuestionamientos por supuestas irregularidades en el organismo en torno a la presunta falta de balances en los últimos 12 años, en tiempos de Kirchner gobernador. La caja local afronta un millonario déficit. En ese marco, incluso no se descarta la convocatoria a una auditoría externa para clarificar las cuentas.
Por de pronto, el de hoy a las 13.30 será el primer acto público de la Presidente en Santa Cruz desde el pasado 2 de mayo, cuando presentó el Museo del Hielo en El Calafate.
El enfrentamiento con el agro la mantuvo luego alejada de la arena patagónica. Ayer se especulaba con una posterior estadía en la villa de El Calafate.
Más allá de si finalmente se concreta el viaje, la historia reciente parece demostrar que la erupción del volcán chileno Chaitén con la consecuente nube de polvo resultó funcional a la Presidente: ya le dio aire para cancelar una foto inconveniente con el peronista crítico Mario Das Neves en Trevelin (Chubut), mientras que anoche le permitía jugar -para estrés de las autoridades santacruceñas- con la posibilidad de cancelar la visita de hoy.
Ello, al ritmo de las nuevas negociaciones que se llevaron adelante ayer en el Ministerio de Trabajo de la Nación para intentar destrabar una protesta de obreros de la construcción del norte provincial, en pos de la reinstalación de un subsidio por trabajador de 500 pesos que amenaza con aguarle el acto en Pico Truncado.
Esa localidad ya le obsequió un mal trago a la ex primera dama el pasado 30 de abril, cuando debió toparse in situ con el copamiento de una planta de YPF a manos de petroleros.
Mal antecedente y peor coyuntura local para un viaje presidencial que pretende ser estelar, si se tienen en cuenta además los fuertes cortocircuitos que enfrentan al gobernador justicialista Daniel Peralta con el ex primer mandatario, con la discusión de fondo respecto de quién maneja verdaderamente la provincia.

.Mito

«Es una planta de cemento que es otro de los mitos que teníamos en la provincia; cuando yo llegué allá en 1976 y desde antes se hablaba de la cementera, se habían suscripto acciones inclusive y nunca se podía cumplimentar», promocionó la ex senadora nacional desde un acto en la Casa Rosada el pasado miércoles, aunque sin admitir los reparos que por lo bajo presentó respecto de ese emprendimiento.
En rigor, el acto formalizará el proceso productivo de una cementera que ya se encuentra funcionando. La planta comenzó a erigirse en setiembre de 2005, mientras que en febrero de este año se concretó la primera prueba de producción.
Su construcción fue anunciada con bombos y platillos por el entonces presidente Kirchner en marzo de 2005. «Esta obra la hacen los santacruceños con su plata y su ahorro», dijo en aquella oportunidad, en referencia a la repatriación para tal fin de u$s 38 millones.
Fue la manera con la que intentó calmar los gruesos cuestionamientos disparados desde la oposición local y nacional frente al oscurantismo que signó el manejo de esos recursos en el exterior.
Tres años tuvieron que pasar de aquella postal para que la totalidad de los ahorros -por cerca de u$s 554 millones, según se informó- fuera finalmente transferida a una cuenta de la provincia en el Banco Nación.
En medio de los cortocircuitos con el actual titular del PJ nacional, Peralta -quien hoy estará en el acto- intentará oxigenar su gestión con el estreno de un remozado gabinete, que incluirá la figura del jefe de Gabinete -con Pablo González- y de un estratégico Ministerio de la Producción, concesión al agro que tampoco cayó bien en los pasillos de la Casa Rosada.

Dejá tu comentario