Santa Fe: avanza amparo judicial en pos de clases 100% presenciales

Ambito Nacional

El dirigente radical Mario Barletta cuestionó sistema bimodal, con virtualidad. El Gobierno del peronista Omar Perotti tiene 5 días hábiles para contestar. Se suma a judicialización en Neuquén.

La jueza Civil y Comercial de 1ª nominación, Viviana Marín, hizo lugar a un recurso de amparo presentado el martes por el exintendente de la ciudad de Santa Fe, el radical Mario Barletta, quien en su presentación cuestionó el sistema bimodal de clases y pidió que se ordene al peronista Omar Perotti implementar “de modo razonable la continuidad de las clases de modo presencial”, con protocolos . La magistrada dio además 5 días hábiles el Gobierno provincial para contestar la demanda.

En línea con el esquema aprobado por el Consejo Federal de Educación, la provincia aplica un combo que combina clases presenciales con enseñanza virtual para asegurar el distanciamiento social. El ciclo lectivo 2021 arrancó el pasado lunes, con medidas de fuerza en las escuelas públicas (con los docentes privados hubo acuerdo salarial).

La judicialización del dictado de clases en el marco de la pandemia tuvo un capítulo reciente en Neuquén, donde la jueza subrogante Andrea Di Prinzio Valsagna dictó una medida cautelar el 8 de marzo que ordenó a la administración de Omar Gutiérrez (MPN) no aplicar el inicio escalonado del ciclo lectivo 2021 y garantizar la concurrencia presencial inmediata -con protocolos y en escuelas donde las condiciones edilicias lo permitan- en todos los turnos y modalidades, bajo apercibimiento de multas.

Ese fallo fue apelado por el Consejo Provincial de Educación neuquino, pero la magistrada rechazó en las últimas horas el pedido de suspender la ejecución de la medida cautelar, en una causa impulsada por la organización “Padres Organizados por la Educación”.

En el caso santafesino, en su presentación del martes ante la Justicia Barletta -padre de una alumna de séptimo grado- argumentó que se dispuso “sin fundamentos científicos ni fácticos la alternancia de tiempos de presencialidad y de no presencialidad de las clases de modo semanal, alentando el desarrollo de una “bimodalidad” con el modelo de enseñanza virtual”.

En esa línea, pidió que se declaren “ilegítimas e inválidas” dos circulares provinciales y la delegación invocada a la resolución del Consejo Federal que delineó el protocolo sanitario de clases presenciales. Y planteó que se “implemente de modo razonable la continuidad de las clases de modo presencial, observando los protocolos sanitarios aplicables al conjunto de alumnos e instituciones”. “Como se ha demostrado en el mundo, la presencialidad es posible: no es la escuela un ámbito de contagios”, dijo Barletta a LT8, y remarcó que las restricciones en el dictado “generan y agregan daños psicológicos y físicos que soportan niños, niñas y adolescentes en el proceso de aprendizaje”.

“La presencialidad completa es imposible; apostamos a la bimodalidad, a grupos reducidos y a la presencialidad cuidada para cuidar a estudiantes y docentes”, dijo desde la vereda gremial la secretaria general de Amsafé, Sonia Alesso, en diálogo con Aire Digital.

Dejá tu comentario