Con fútbol y coraje, Boca llegó a la final

Deportes

Boca es finalista de la Copa Libertadores de América, después de derrotar por 3 a 0 a Cúcuta, en un partido que tuvo desniveles que se produjeron más por lo climático (una densa niebla que subía y bajaba) que por lo futbolístico.

Boca salió a buscar el triunfode entrada, atacó con mediocampistas y delanteros y creó varias situaciones de gol (la más clara, un remate de Riquelme que rebotó en el arquero y pegó en el travesaño), pero no las concretó.

Promediando el primer tiempo, el partido cayó en un pozo; Cúcuta pudo hacer pie en la mitad de la cancha y mostrar sus intenciones ofensivas con Pajoy y Juan Manuel Martínez. Por eso, hasta el final de la primera etapa, el desarrollo fue equilibrado, aunque la calidad individual de Juan Román Riquelme hizo que Boca se pusiera en ventaja con un tiro libre ejecutado a la perfección.

En la segunda etapa, la niebla se puso más densa, hubo que parar el partido durante seis minutos, y en la reanudación, Boca encontró el gol de la clasificación, tras un centro de Riquelme que fue mal rechazado por un defensor de Cúcuta y apareció Palermo para marcar de cabeza el segundo.

Con el resultado favorable, Boca siguió atacando, tratando de que el equipo colombiano no se recupere. Tuvo situaciones como para aumentar, pero Zapata mostró todos sus reflejos. Cúcuta intentó una tibia reacción, pero nunca pudo superar a la firme defensa de Boca, por lo que Caranta no pasó sobresaltos.

A los 38 minutos, Battaglia, muy solo en el área, cabeceó un córner ejecutado por Riquelme, poniendo el 3 a 0 que daba mayor amplitud al triunfo de Boca. Cúcuta tuvo una situación en la que Pajoy no pudo superar a Caranta y terminó reclamando un penal inexistente, que le costó la expulsión al técnico Bernal y nada más.

Boca, desde el talento de Riquelme, hizo circular la pelota hasta el final del partido. Ahora, el conjunto xeneize deberá enfrentar a Gremio, que eliminó a Santos a pesar de perder 3 a 1 en el desquite, y las expectativas son buenas, porque el equipo argentino recuperó su moral y parte de su fútbol, especialmente la gran categoría de Riquelme.

Dejá tu comentario