Sin sobrarle mucho, San Lorenzo sumó sus primeros puntos

Deportes

San Lorenzo, que perdió en el debut de la Copa Libertadores en Brasil, derrotó a Independiente del Valle de Ecuador por 1 a 0, en el Bajo Flores, en un partido válido por la segunda fecha del grupo 2, y le dio vida a su sueño de ganar el torneo por primera vez en su historia.

El único gol del conjunto que conduce Edgardo Bauza lo convirtió el delantero Ángel Correa, a los 10 minutos del segundo tiempo.

San Lorenzo, con el triunfo, quedó segundo en la zona con tres puntos, uno menos que Botafogo de Brasil, uno más que Unión Española de Chile y dos por delante de Independiente del Valle, que cierra las posiciones.

El equipo de Boedo recibirá el próximo 12 de marzo a las 19.45 al conjunto chileno, mientras que los ecuatorianos harán lo propio, en el mismo día y horario, con los brasileños.

San Lorenzo asumió el protagonismo desde el comienzo, manejó la pelota, pero le faltó fútbol, precisión en los metros finales y además nunca le encontró la vuelta al planteo táctico de Independiente del Valle, que propuso un 4-4-1-1 inflexible.

El conjunto ecuatoriano le cedió campo, dejó que Juan Mercier y Néstor Ortigoza -los que menos saben- manejaran el balón y controló con mucha presión a Ignacio Piatti, Héctor Villalba y Correa -los que más saben-.

Así, con un planteo simple e inteligente, maniató y desconcertó al equipo que conduce Bauza, que sí tuvo como virtud -aunque sin éxito- las proyecciones sistemáticas por las bandas de Julio Buflarini y Emmanuel Más.

Pero eso no le alcanzó, ya que nunca le llegó la pelota limpia a su 9 de área, Mauro Matos, para quebrar la paridad.

Más allá de eso, el ex-All Boys tuvo una chance clara, a los 25 minutos, con un cabezazo que se fue por encima del travesaño.

Independiente, que no le sobró nada y le costó muchísimo manejar la pelota, fue prolijo en la marca, se apegó a su plan de juego y contó con la ocasión de gol más clara de la etapa inicial.

A los 38 minutos, Armando Solís (que hacía 60 segundos que estaba en el campo de juego, ya que había reemplazado a Fernando Guerrero) encaró a los dos centrales, los superó y solo frente a Sebastián Torrico sacó un remate que se fue muy cerca del palo izquierdo.

Esa jugada enmudeció a la multitud que acompañó a San Lorenzo en el Nuevo Gasómetro y a la vez -quizá por casualidad- despertó a los dirigidos por Bauza.

Es que en menos de 5 minutos exigió tres respuestas brillantes de Daniel Librado Azcona con dos remates de Matos (43m. y 44m.) y previamente otro de Correa (42m.).

Ya en el segundo tiempo, San Lorenzo no tuvo la misma intensidad que en el primero, pero en su primera llegada marcó el 1 a 0, a través de Correa, a los 10 minutos, tras un centro desde la derecha de Villalba.

Los dirigidos por Bauza, con la ventaja, ya no fueron los mismos, se dedicaron a cuidar el resultado, prácticamente no generaron riesgo y hasta estuvieron a punto de que le empaten el partido, a los 33 minutos, con un remate de Daniel Angulo. Pero eso no pasó y celebraron su primera victoria en la Copa Libertadores, el sueño del mundo azulgrana.

Dejá tu comentario