Medios de pago digitales: crece la competencia y se acelera el lanzamiento de nuevos productos

Economía

Fiserv (la exFirst Data) presentó una solución que permite cobrar con el código QR de cualquier billetera virtual desde sus dispositivos Posnet. La apuesta es conquistar terreno al uso del efectivo.

El negocio de la adquirencia, la prestación de servicios tecnológicos que permiten a un establecimiento cobrar con diferentes medios de pago que no sean el efectivo, sigue dando que hablar en la Argentina. En los últimos años este mercado estuvo dominado por dos grandes jugadores: Prisma y First Data (ahora Fiserv). Pero el empuje que últimamente dio la pandemia al desarrollo del comercio y las finanzas online en el país, amplió el horizonte y abrió la puerta para el ingreso de nuevos competidores. Y también aceleró el lanzamiento de nuevos productos por parte de todos sus protagonistas para no quedar rezagados en la carrera de la transformación digital.

Fiserv es la compañía estadounidense de soluciones de pagos que en enero de 2019 compró por u$s22.000 millones a su competidor First Data, que en Argentina era procesador exclusivo de Mastercard (como Prisma lo era con Visa). Su llegada al país coincidió con la finalización de esas exclusividades y la implementación de la llamada “multiadquirencia” que permitió que ambas pudieran procesar indistintamente las operaciones de una u otra tarjeta.

En una rueda de prensa, Fiserv anunció el lanzamiento de una solución que permite pagos con códigos QR a través de sus terminales Posnet, que funciona con cualquier tipo de billetera electrónica. Esto significa que unos 400.000 comercios de todo el país que son usuarios de la tecnología de Fiserv estarán en condiciones de aceptar estas variantes de pago. Esta medida implica además extender una solución que ya vienen utilizando las billeteras Cuenta DNI del Banco Provincia y la billetera BNA+ del Banco Nación Argentina, según explicó Javier Cesari, General Manager de Fiserv para Latinoamérica Sur.

“El comercio tendrá el importe de las ventas con QR depositadas de inmediato, en su cuenta bancaria, lo que le permite vender de manera rápida, segura y sin contacto, cuidando a sus clientes y sus empleados”, añadió Cesari. El directivo recordó que la compañía el año pasado invirtió u$s100 millones en la renovación de 200.000 de sus terminales, lo que le permite avanzar ahora con la nueva solución.

Su competidor más fuerte y líder en adquirencia, Prisma (que a inicios de 2019 fue comprado por el fondo Advent) también vino manteniendo su protagonismo este año con diferentes lanzamientos y alianzas con partners de primera línea. Con su red LaPos, la billetera Todo Pago y la plataforma Pago Mis Cuentas, cubre la mayor parte del mercado. Avanzó con la implementación del botón de pago, la tokenización y también dando soporte a iniciativas como la flamante billetera virtualBimo, entre otras alianzas.

Ante una consulta de Ámbito, Fernando Dionisi, director de Negocios de Fiserv, precisó: “Actualmente entre nosotros y Prisma tenemos mitad y mitad del mercado de adquirencia. Pero eso puede cambiar ya que están entrando competidores nuevos”.

La alusión no es puramente retórica. En los últimos meses se sumaron a la oferta de servicios de adquirencia empresas de distinto porte y origen.

Entre ellas figura un peso pesado del sector como Worldpay, que es propiedad del gigante tecnológico FIS, con operaciones en todo el mundo y un sinnúmero de alianzas estratégicas, algunas de las cuales pretende ayudar a desembarcar en la Argentina.

El atractivo que ve esta multinacional en el mercado argentino tiene que ver con la baja proporción que representan los pagos digitales respecto del total de las transacciones. Son apenas 20%, lo que deja un enorme campo por conquistar al arraigado hábito del efectivo.

Ese mismo dato es el que alentó la participación de otros jugadores, como Getnet (de Banco Santander), Mercado Pago y, más recientemente, de la fintech Ualá que debutó en el mercado de la adquirencia con sus propios dispositivos pos, que permiten a los comercios cobrar con tarjetas de crédito, débito o prepagas, con tecnología contact less, y también mediante el envío de link de pagos.

Dejá tu comentario