Brasil aumentó impuesto a 100 productos importados

Economía

El gobierno de Dilma Rousseff aprobó elevar hasta el 25 por ciento el impuesto de importación para 100 artículos producidos fuera del Mercosur, al tiempo que anunció la implementación de un seguimiento de los precios de esos ítems en el mercado local, para evitar incrementos.

La Cámara de Comercio Exterior (Camex) dispuso la elevación del Impuesto de Importación para 100 productos de los sectores siderúrgico, petroquímico, química fina, medicamentos y bienes de capital, informaron los diarios locales Folha y Estado y la agencia estatal Brasil.

De acuerdo al anuncio del ministro de Hacienda, Guido Mantega, los productos que tendrán desde fin de mes el aumento de tributos pasarán por el monitoreo de su cartera, y en caso de detectarse aumento de precios al consumidor, la alícuota "caerá inmediatamente".

"El aumento del impuesto sirve para estimular a producción nacional, pero también vamos a fiscalizar", dijo el funcionario al explicar que "si hubiera aumento en el valor de esos ítems en el mercado interno, va a crear inflación".

El aumento de las tasas para los 100 productos forma parte de una política aprobada desde el año pasado por el Mercosur, y que desde la última cumbre fueron elevadas a 200 items, según refirió a agencia Brasil.

Por las reglas de la Organización Mundial de Comercio (OMC), el techo para la elevación de las alícuotas es del 35 por ciento, y la lista divulgada hoy por el gobierno el mayor porcentual aplicado es del 25 por ciento, elevación que sólo puede ser adoptada por 12 meses y prorrogable por otros tantos.

El ministro de Desarrollo, Fernando Pimentel, explicó que la segunda parte de la lista, los próximos 100 ítems, todavía está en etapa de elaboración y debe quedar lista en octubre.

"La primera parte ya entra en vigencia el día 25 o 26 de este mes. Recibimos más de 300 pedidos, ahora tenemos que hacer un estudio técnico para medir el impacto en la importación y en la economía doméstica" antes de divulgar la segunda parte de la lista, precisó Pimentel.

Los criterios utilizados en la selección de productos van desde la compatibilidad con las políticas públicas del gobierno (como el PAC o el plan Brasil Maior), la balanza comercial, el nivel de utilización de la capacidad instalada y las inversiones realizadas en cada sector.

"Lo que estamos haciendo es parte de las reglas de la OMC (Organización Mundial de Comercio) y no es proteccionismo", aseveró.

Dejá tu comentario