Decide hoy el campo si prosigue el paro

Economía

Las bases enardecidas copian la doctrina oficial: promueven más piquetes y cortes

La reacción del campo contra el nuevo régimen de retenciones móviles sigue creciendo, y todo indica que las entidades volverían a anunciar hoy una continuidad de la protesta más allá del feriado de Semana Santa. Tras seis días de lock out, el gobierno no da señales de abrir el diálogo y desde la dirigencia admiten que las manifestaciones cobran un carácter cada vez más anárquico, lo que aumenta el riesgo de focos de violencia.

«La protesta no sólo no se desgasta, sino que se fortalece a medida que pasan los días», afirmó ayer Silvio Corti, director de CARBAP en Buenos Aires, resumiendo el espíritu que hace crecer el reclamo y se traduce en un constante aumento de las movilizaciones y piquetes sobre las principales zonas productoras. Entre las decenas de protestas destacan hoy los actos que habrá en Marcos Juárez y San Pedro por la mañana. Luego, los titulares de la Sociedad Rural, Coninagro, Federación Agraria y CRA se reunirán a las 17 para definir los pasos a seguir. La idea original de los dirigentes -especialmente de FAA y CRA- es establecer una impasse durante el feriado largo y retomar las medidas de fuerza el martes. Aun así, diversas fuentes reconocen que «la medida se nos va de las manos», en referencia al descontento de los productores de base, que aspiran a dar continuidad a las protestas en los días que siguen.

Se suceden las cadenas de mails y mensajes de texto arengando a «parar hasta que haya desabastecimiento». Mientras tanto, ayer ya se observaron algunos brotes de violencia en localidades como Arenales, Rufino y San Justo (Santa Fe). La tensión se da principalmente cuando se frenan camiones por la fuerza.

La dirigencia también está instando a no cortar rutas al turismo durante los días que siguen, para no enfrentar al sector con los ciudadanos. Este equilibrio también está vinculado con el temor de desabastecimiento que generaría la extensión del paro agrario. En materia de carne -ayer sólo ingresaron 95 cabezas al Mercado de Hacienda de Liniers-, habría aún stock en frigoríficos para soportar una semana más, según indicó Alberto Williams, vicepresidente de la Asociación de Carnicerías de Buenos Aires. Los precios se mantendrían, aunque aún no se puede aplicar el acuerdo de 13 cortes «populares».

Mientras tanto, en la Casa Rosada no hay cambio de posición. El jefe de Gabinete, Alberto Fernández, volvió a descartar que se evalúe modificar el nuevo esquema de retenciones, asegurando que aún con ese impuesto a las exportaciones, el campo tiene un nivel de rentabilidad «altísimo».

El Ejecutivo aprovechó ayer para hacer un anuncio que fue tomado con escepticismo desde el campo. El secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, y el de Agricultura, Javier de Urquiza, acordaron con las firmas Profértil, Cargill y Petrobras una rebaja de 20% en el precio de los fertilizantes de cara a la próxima campaña de trigo. Se instrumentará desde hoy e implica que la urea granulada se ubique en u$s 410 la tonelada. A este valor hay que sumar IVA y flete.

Dejá tu comentario