Derrumbe en papel clave horada todo

Economía

Las fuertes depresiones consecutivas en plaza que lleva, por sí misma, alto peso específico del índice ponderado, no es que marcó la dirección del Merval, pero acentuó sus consecuencias.

Ayer, el papel de Grupo Galicia derrapó en otro 4% -sobre una caída similar del día anterior- y movió casi $ 12 millones de nominales. A pesar de que la plaza de Acíndar, también de gran peso, consiguió suba de 1% y de que Petrobrás se movió sobriamente en leve merma, la incidencia del título que ocupa la cuarta parte de los negocios fue determinante: para un indicador que retrocedió 1,5% y agregó recorte, a 3% del comienzo semanal. De tal forma, el Merval volvió a surcar por debajo de los 1.400 puntos y cerró en 1.393 puntos, después de alcanzar un máximo de 1.415 y un mínimo de 1.385. Se tornó al plano de fondo que mostró marzo: una depuración de los logros, en aras del canje de bonos, y la falta de nuevos estímulos positivos para consolidar la suba.

•Sugestivo

La salida de posiciones por las puertas más líquidas, en especial si se trata de la principal plaza sostén, impone conclusiones sugestivas. Por si se trata de recambio puntual de paquete, con acoso temporal, o si es una decisión de grandes carteras que notan el presente como poco aconsejable para el riesgo. Dos ruedas, dos golpes, falta lo de hoy y ver qué sucede en cuanto a sostener al mercado en torno a los 1.400 puntos. O si no...

Dejá tu comentario