Empresas de Economía del Conocimiento celebraron el fin para las retenciones

Economía

El Gobierno oficializó ayer la quita de derechos de exportación para el sector. Esperan acelerar exportaciones y multiplicar las fuentes de trabajo.

Luego de varias idas y vueltas, el Poder Ejecutivo puso en marcha la Ley de Economía del Conocimiento. Pero además de oficializar los beneficios fiscales en el impuesto a las Ganancias y las contribuciones patronales, el Gobierno decidió eliminar las retenciones mediante la reglamentación de la normativa. En el Ministerio de Desarrollo Productivo confían en que aumentará el ingreso de divisas. Las empresas del sector, que venían reclamando la medida, lo ponderaron y adelantaron que mejorará la competitividad del rubro. Esta legislación es clave para un sector que exporta cerca de u$s6.000 millones y emplea a más de 250 mil trabajadores.

El proyecto que salió del Congreso ya establecía beneficios fiscales como la reducción segmentada de hasta el 60% del impuesto a las ganancias y una rebaja que puede alcanzar el 70% en las contribuciones patronales mediante un bono fiscal. La novedad fue que el Gobierno decidió dar marcha atrás con la suba de la alícuota en los derechos de exportación que Macri había realizado durante su Gobierno. Así es que el tributo para quienes estén dentro del Registro Nacional de Beneficiarios del Régimen de Promoción de la Economía del Conocimiento, pasará de 5% a 0%.

“La eliminación de las retenciones a los servicios del conocimiento mejora sensiblemente la competitividad de las empresas”, aseguró el director ejecutivo de Argencon, Luis Galeazzi. Al mismo tiempo, señaló que se trata de “una medida clave para incentivar la creación de empleo y fomentar las exportaciones del sector”.

Desde la cámara que agrupa a las empresas de la industria del software también destacaron la medida. Su presidente, Sergio Candelo, señaló a Ámbito que “es algo fundamental para el mercado tecnológico, no sólo para poder planificar 2021 sino también para continuar incentivando los desarrollos del sector”. Candelo, remarcó: “buscamos cumplir las metas a 2030 de generar 500 mil nuevos empleos y u$s10 mil millones en exportaciones”.

Los referentes del sector privado consultados por este medio, señalaron que el tipo de cambio abrió la posibilidad de crecer en las exportaciones de estos servicios. El punto es que, para las empresas que vienen del exterior, pagar un salario elevado en el mercado argentino sigue siendo muy barato en dólares. La mayor parte de los costos del rubro provienen justamente de los sueldos.

Nadie habla de brotes verdes, pero en rigor mientras el resto de los sectores perdía fuentes de laborales, la industria del software las sostenía y las incrementaba (+7,1%) en el primer trimestre del año según el INDEC. Las estimaciones del Ministerio de Desarrollo Productivo indican que solo este año quedaron 6.000 puestos de trabajo vacantes entre dicho mercado y el de los servicios informáticos. La reglamentación de la ley buscará contribuir con la formación necesaria para cubrir esa demanda, con recursos que se destinarán exclusivamente al financiamiento de actividades de capacitación de MiPyMES.

Las actividades incluidas en el régimen de economía del conocimiento serán el software; la nanotecnología; la biotecnología; las industrias audiovisual, aeroespacial y satelital; la ingeniería para la industria nuclear y la robótica, entre otras. Para poder inscribirse al Registro, las empresas deberán demostrar que el 70% de facturación corresponde al rubro promovido. En caso de no poder demostrar esa exigencia, se tendrá en cuenta: el carácter estratégico de la firma, el porcentaje de personal afectado a las actividades promovidas y el grado de desarrollo de las actividades de investigación, entre otras variables.

Por último, desde la cartera que conduce Matías Kulfas garantizaron que la medida tiene una perspectiva de género ya que se otorgarán beneficios para las empresas que empleen mujeres, personas con discapacidad, residentes en zonas de menor desarrollo, travestis y transexuales. Además, se tendrá mayor flexibilidad con las pymes a la hora de cumplir con los requisitos de solicitados para ingresar al régimen.

Dejá tu comentario