Asesor energético de Alberto Fernández dio los 4 motivos de los cortes de luz y apuntó al macrismo

Economía

Ariel Kogan, asesor presidencial en temas energético, atribuyó los cortes de luz a los "años de desinversión" del macrismo.

El asesor presidencial en temas energéticos, Ariel Kogan, criticó la política de "años de desinversión" en la materia que se llevó a cabo durante la gestión de Mauricio Macri y la señaló como una de las causas principales de los recientes cortes de luz que afectaron a miles de usuarios del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA).

"El nivel de desinversión al que nos enfrentamos no se resuelve de la noche a la mañana", señaló Kogan en declaraciones a Télam Radio, en las que además remarcó que "las medidas de ahorro que se plantearon" la semana pasada ante el récord de demanda de energía eléctrica fue una respuesta "ante un hecho de emergencia", pero "de ninguna manera" una política permanente del Gobierno.

Kogan salió al cruce de expresiones de la presidenta del PRO, Patricia Bullrich, y advirtió que "hay dos maneras" de hacer frente a los problemas de consumo de energía. "Una es la que hizo el gobierno que representó la señora Patricia Bullrich, que fue pichar la economía, ponerle un pie a los ingresos populares, asfixiarlos hasta lo indecible para bajar la demanda, y el otro es el de tratar de generar condiciones para que la economía crezca y se desarrolle", indicó.

Kogan subrayó que para llevar a cabo la segunda opción "hacen falta inversiones permanentes y atacar los problemas".

"Hay que trabajar, planificar, conseguir financiamiento, invertir, hacer obras", añadió, al tiempo que aseguró que "sin eso, discutir si las tarifas son altas o bajas o el sistema es blanco o negro, no resuelve el problema de los argentinos".

Al respecto, destacó que "desde que el presidente Alberto Fernández se hizo cargo del gobierno, se pusieron en marcha obras de generación, transporte y distribución", en diferentes puntos del país.

Al referirse a lo ocurrido en los últimos días, Kogan señaló cuatro factores concurrentes que determinaron la caída del servicio a miles de usuarios del AMBA. "El primer fue una herramienta absolutamente desinvertida, el segundo un mejor desenvolvimiento de la economía, el tercero un aumento de los ingresos populares que generó un incremento de la demanda de energía y el cuarto, una ola histórica de calor en todo el hemisferio sur, que fue la frutilla del postre de esta situación de emergencia", sintetizó.

luz.jpg

Esa combinación generó que "cientos de miles de argentinos tuvieran un problema en el servicio que era previsible y lamentable, pero no es un tema al que nos tenemos que acostumbrar", sostuvo.

Kogan indicó que "un país que tiene por objetivo desarrollar su economía y brindar cada vez mejores condiciones de vida a sus habitantes, genera inmediatamente mayor demanda de energía".

Para hacer frente a ese aumento del consumo, explicó, "hay que tener previsto los mayores niveles de generación, un sistema de transporte capaz de dar respuesta en los momentos de máxima tensión y uno de distribución que permita que cuando los comercios, la industria y los usuarios residenciales lo necesiten, puedan acceder al servicio".

Dejá tu comentario