Para el FMI, con lo que Macri pidió prestado se podría poner fin a la pandemia

Economía

El FMI propuso el viernes un plan de u$s50.000 millones para poner fin a la pandemia de covid-19, el expresidente argentino Mauricio Macri pidió prestado ese mismo monto en 2018 a la entidad monetaria para bajar el déficit fiscal y la inflación.

El FMI propuso el viernes un plan de u$s50.000 millones de dólares para poner fin a la pandemia de covid-19, con la meta de vacunar al menos al 40% de la población mundial para fines de 2021. La estimación de esa cifra de dólares es una combinación de al menos u$s35.000 millones en subsidios, más recursos de los gobiernos y otros fondos, dijo el FMI.

"Nuestra propuesta fija objetivos, estima los requisitos de financiamiento y establece una acción pragmática", dijo Kristalina Georgieva, directora del Fondo Monetario Internacional (FMI), en la Cumbre de Salud Global celebrada en Roma en el marco del Grupo de los 20 países industrializados y emergentes.

Resulta llamativa la cifra más si se la compara con los u$s57.100 que en 2018 el ministro de Hacienda argentino, Nicolás Dujovne y el presidente del Banco Central, Federico Sturzenegger, anunciaron que habían pedido al FMI a través del préstamo stand by para bajar el déficit fiscal y la inflación bajo el gobierno de Mauricio Macri.

El proyecto del FMI para terminar la pandemia

Gopinath y Agarwal, autores del plan, subrayaron que ahora se acepta que no habrá un "final duradero" para la crisis económica sin un final de la crisis sanitaria. Por lo tanto, a todos los países les interesa poner definitivamente fin a esta crisis.

"Desde hace tiempo venimos advirtiendo de una peligrosa divergencia en la situación económica", señaló Georgieva. "Esto no hará más que empeorar a medida que se amplíe la brecha entre los países ricos que tienen acceso a las vacunas y los países pobres que no lo tienen".

A finales de abril, menos del 2% de la población en África había sido inmunizada, mientras que más del 40% de la población en Estados Unidos y más del 20% en Europa habían recibido al menos una dosis de la vacuna contra el covid-19, según el FMI.

La pandemia, que está afectando especialmente a India, podría hacer descarrilar la recuperación económica mundial. Para devolver al mundo a la senda del crecimiento, el FMI formuló una serie de propuestas, la primera de las cuales consiste en ayudar a los países en desarrollo a mejorar sus campañas de vacunación.

La idea es "controlar significativamente la pandemia en todas partes en beneficio de todos", dijo Georgieva. Para cumplir los objetivos de vacunación de la población mundial, el FMI insiste en la necesidad de conceder subvenciones adicionales al mecanismo mundial de distribución de vacunas Covax, mediante donaciones de dosis excedentes y garantías del libre flujo transfronterizo de materias primas y vacunas.

El mecanismo Covax, del cual forma parte la Organización Mundial de la Salud (OMS), se creó para tratar de evitar que los países ricos acapararan la mayor parte de las dosis de vacunas anticovid, pero hasta ahora ha resultado ineficaz.

El FMI admite que son los países ricos los que están convocados a contribuir más al plan de u$s50.000 millones. Pero, según Georgieva, también son los países ricos los que "probablemente verían el mejor retorno de la inversión pública en la historia moderna, captando el 40% de los incrementos del PIB y alrededor de un billón de dólares en ingresos fiscales adicionales".

Dejá tu comentario