29 de marzo 2007 - 00:00

¿Se repite historia? Crece pago de intereses por deuda

¿Se repite historia? Crece pago de intereses por deuda
No sólo el pago a jubilados y la obra pública presentaron fuertes saltos en el nivel de gasto en los dos primeros meses de 2007 respecto del mismo período de 2006.

También los intereses de la deuda mostraron un notable aumento de 41%, al totalizar $ 2.748 millones en el primer bimestre. La cifra, incluso, ya supera a los $ 2.674 millones que se pagaron en este concepto en el primer trimestre de 2007.

Se trató de un aumento de $ 800 millones respecto de la cifra de enero y febrero del año pasado, cuando el pago de intereses de la deuda había insumido $ 1.949 millones.

Estas erogaciones no afectan el resultado del superávit primario, ya que no incluye el pago de intereses. Pero sí impactan en el superávit total (también denominado «financiero»), que en febrero en realidad se transformó en un déficit de $ 87,3 millones. Esto significa que el ahorro obtenido en las cuentas públicasen febrero no alcanzó para hacer frente al pago de intereses del mes.

  • Pesimistas

    De hecho, las estimaciones señalan que el superávit financiero caería de 1,8% del PBI registrado en 2006 a sólo 1% este año. Pero los más pesimistas observan que, debido a que el gasto es mucho más elevado que el previsto inicialmente y a que el pago de intereses también estará por encima de las expectativas, este año directamente el resultado fiscal total será equivalente a cero.

    De esta forma, la política de desendeudamiento que en su momento pregonó Néstor Kirchner está lejos de notarse, al menos en lo que respecta al monto de intereses. Y eso que aún 24% de la deuda continúa en default (involucra más de u$s 20.000 millones) y que se demora la renegociación con el Club de París (otros u$s 4.500 millones) El año pasado, se habían pagado en concepto de intereses $ 11.431 millones. Existen distintos motivos que generan un aumento notable en el pago de intereses, entre los que se pueden mencionar los siguientes:

  • Se duplica el pago del cupón PBI: el año pasado, el gobierno gastó poco más de 400 millones de pesos para cumplir con el primer pago previsto, correspondiente al crecimiento de 2005. Con el aumento de 8,5% del PBI en 2006, ya se sabe que esta obligación aumentará a u$s 800 millones. El pago se anota como intereses de la deuda, por lo que no afecta al superávit primario, pero sí al financiero. El efecto se notará particularmente en diciembre próximo, ya que ese pago debe efectuarse el 15 de ese mes.

  • Ajuste del capital de los bonos con CER: aun cuando la inflación que da a conocer el INDEC sea menor que la prevista, los títulos que ajustan por inflación (suman el equivalente a u$s 40.000 millones) tendrán un incremento de capital significativo, de alrededor de 9%. Y la suba de los intereses de estos papeles será equivalente.

  • Colocación de bonos a Venezuela: los BODEN 2012 y 2015 que compró Hugo Chávez por más de u$s 4.500 millones tuvieron un rendimiento promedio de 8,5% anual en dólares. Estas emisiones sirvieron para compensar parcialmente la cancelación completa de la deuda con el FMI, efectuada a principios de 2006. Claro que la tasa de los créditos otorgados por el organismo internacional se ubicaba entre 4% y 4,5% anual, casi la mitad de lo que ahora se compromete con la colocación de los BODEN.

  • Aparición de nuevos títulos: el caso más notable es la Letra Intransferible que tiene en su poder el Banco Central y que fuera emitida por la Tesorería. Fue en compensación por las reservas que la entidad que preside Martín Redrado entregó al gobierno para cancelar la deuda con el FMI. Los intereses anuales que surgen de este bono llegan a los u$s 452 millones, o esa más de 1.300 millones de pesos (se pagó por primera vez el año pasado. Por supuesto esto juega a favor del balance del Central, pero implica un peso adicional para las cuentas públicas nacionales.
  • Dejá tu comentario

    Te puede interesar