Senado de EEUU rechazó proyecto para ampliar límite de la deuda

Economía

El Senado de EEUU rechazó el plan sobre la deuda del líder demócrata en esa cámara, Harry Reid, lo que reduce las posibilidades de que su propuesta pueda ser votada antes de la fecha crítica del martes.

Con 50 votos a favor y 49 en contra, Reid no logró la mayoría de 60 votos que necesitaba para dar vía libre a la votación de su plan para elevar el techo de la deuda, que ya fue rechazado el sábado en el pleno de la Cámara de Representantes.

Los legisladores de Estados Unidos negocian contra el reloj para lograr un acuerdo que permita elevar el límite de la deuda del país en u$s 2,8 billones y dé garantías a los mercados financieros de que Washington evitará una moratoria.

El propio Reid indicó tras la votación que tiene "esperanzas y confía" en que el acuerdo que negocia el líder republicano en el Senado, Mitch McConnell, con el Gobierno de Barack Obama "pueda salir adelante", aunque subrayó que "aún no es una realidad".

Pese a que Reid se ha reservado la capacidad de volver a presentar su plan en el Senado para conseguir votarlo, lo más probable es que el proyecto que voten los senadores sea el que se forja en la Casa Blanca, donde el vicepresidente de EEUU, Joe Biden, se encuentra en permanente contacto con los líderes del Congreso.

El líder demócrata advirtió a sus compañeros que es posible que ese plan se vote esta misma tarde en el Capitolio, por lo que aconsejó que permanezcan cerca del mismo.
McConnell aseguró que existe un principio de acuerdo entre el Congreso y la Casa Blanca, y que el plan definitivo para evitar que el país entre en cese de pagos el 2 de agosto está "muy cerca".

En una entrevista en la cadena CNN, el senador republicano confió en que ese acuerdo se concretará "pronto", y adelantó que proyecta una reducción del déficit de tres billones de dólares en los próximos diez años y que no contará con "ningún aumento de impuestos".

Gene Sperling, uno de los principales asesores económicos de Obama, confirmó a la cadena que el plan contempla reducir el déficit en dos fases, con una primera inmediata de cerca de un billón de dólares y otra posterior que se decidiría antes de diciembre en un comité creado especialmente para ese fin en el Congreso.

Dejá tu comentario