22 de noviembre 2023 - 10:58

Gas verde, el próspero camino que unen a Vaca Muerta y al campo

Vaca Muerta podrá ser competitivo en el mercado europeo si en un fututro eleva la “calidad” de su GNL para exportar, ofreciendo un gas con emisiones neutrales de carbono.

Se estima que el shale de Vaca Muerta podría soportar, captar o compensar CO2 equivalente a 50 dólares por tonelada.

Se estima que el shale de Vaca Muerta podría soportar, captar o compensar CO2 equivalente a 50 dólares por tonelada.

La meta de la Agenda internacional de Carbono Neutral para el año 2050 impera como un Norte, un “must”, para los países desarrollados. En este sentido, LNG Net Zero Carbon surge como una iniciativa de la Sociedad Rural Argentina y su Ateneo, en conjunto con la Fundación Contactos Energéticos. La idea es unir al campo con Vaca Muerta para exportar Gas Natural Licuado, gas con bajas emisiones de carbón, a Europa. Existen numerosas experiencias de interacción que avalan este tipo de disparadores: por ejemplo, en el año 1997, YPF contrató a Corfone (1) para forestar 10.000 hectáreas de bosques y, así, cumplir con la ley de pago de servidumbres en tierras fiscales.

Si pretendemos dar un Salto de Escala para Vaca Muerta (VM = 2n x 10)(2), la clave está en la exportación de su enorme potencial de recurso de gas natural. Esto implicaría convertirlo en líquido (LNG) para que pueda ser transportado en buques metaneros. Esto se debe a que el consumo doméstico y la exportación regional al Cono Sur por ductos tiene un límite en demanda e infraestructura.

Argentina puede competir en este mercado externo para el LNG, en productividad con el shale de Estados Unidos y Australia. Sin embargo, no puede hacerlo con los bajos costos de producción del gas convencional de Qatar. Además, estos proveedores están geográficamente más cercanos a los mercados estratégicos: Estados Unidos a 8,172 millas náuticas, Qatar a 5,811 y Australia a 5,995, mientras que Argentina se encuentra a una distancia mayor de 8,990 millas náuticas de Europa.

Las plantas de licuefacción requieren grandes inversiones y estos países productores de LNG disponen de menores costos de capital y mejores condiciones y posibilidades de financiamiento.

Vaca Muerta podrá ser competitivo en el mercado europeo si eleva la “calidad” de su LNG, ofreciendo un gas con emisiones neutrales de carbono. Esto, a su vez, le permitirá obtener mejores condiciones de financiamiento de sus proyectos, y vender su gas a precios más altos o sin penalidades, puesto que este primero de octubre la Unión Europea inició su período de prueba del CBAM (Carbon Border adjustment Mechanism), que impone un arancel al carbono. Este mecanismo funciona como un ajuste de frontera de carbono sobre bienes importados, con reglas menos exigentes. Para el año 2025 o el 2026, estará definitivo el sistema “cap-and-trade system” (4).

Para asegurar la neutralidad del carbono se suelen mencionar cuatro ejes de intervención y recomendaciones:

1.- Eficiencia de procesos, insumos y materia prima

2.- Promoción de las soluciones basadas en la naturaleza (NBS): mantener bosques y áreas de conservación sin alterar; realizar prácticas agrícolas/forestales de conservación; forestación para captura de carbono

3.- Mejoras tecnológicas

4.- Cambios disruptivos.

Las petroleras de la cuenca neuquina están realizando grandes esfuerzos para disminuir su huella de carbono (intervenciones 1.- y 3.-): En este sentido, TotalEnergies invertirá u$s100 millones en los próximos tres años en programas de descarbonización de su producción: en reducción de emisiones, eliminación de fuentes de venteo y flaring, incorporación de nuevas tecnologías con mayores eficiencias, cogeneración, reinyección, electrificación, VRU -unidades recuperadoras de vapor-, mejores sellos, etc.

Otras compañías están invirtiendo en proyectos de energía renovable, eólicos o solares. TGN disminuyó sus venteos no programados en un 50% y Vista ha creado una empresa subsidiaria, AIKE, que implementasoluciones basadas en la naturaleza (intervención 2.- NBS) para lograr la meta de carbono neutral en el 2050. A nivel internacional, Shell está próxima a embarcar desde Estados Unidos su primer “GHG-neutral cargo” hacia Taiwán.

A todos estos ejes, podría sumarse el desarrollo de la capacidad forestal como una posibilidad favorable de intercambio de carbono a nivel local o regional. En Neuquén, de las 70.000 hectáreas forestadas, un 40% necesita urgente atención. Como, por ejemplo, algunas de las forestaciones comunitarias que han tenido escaso mantenimiento y podrían convertirse en una gran y pronta oportunidad de captación de carbono, con impacto y mejora social, alta ocupación de mano de obra ocupada y gran actividad económica micro-local. Otras alternativas a ser evaluadas son los rellenos sanitarios; el aprovechamiento de desechos; la reinyección de CO2 en yacimientos como Piedra Chenque; el convertir zonas abandonadas de la fruticultura del Alto Valle en cultivo de alfalfa.

Recientemente Aapresid y Sygenta presentaron un mapa con el potencial de captura de carbono de la Pampa Húmeda argentina (campo), que muestra que las tierras agrícolas se encuentran a solo el 46% de su capacidad de secuestro de Carbono Orgánico del Suelo (COS). De esta manera, ilustran las diferencias entre los niveles actuales de carbono orgánico que los suelos agrícolas retienen y los alcanzables y potenciales para cada región.

Con la adopción generalizada de prácticas de siembra directa continua (menor arado y labranza), rotaciones de cultivos (con gramíneas), manejo balanceado de nutrientes, cultivos de servicio y cobertura, suelos con abonos orgánicos (para incrementar la biomasa), compost (sedimentos de aguas residuales) y otros métodos, podrían aumentar esa captura entre el 15 y el 20% de los niveles de captación de Carbono Orgánico del Suelo actuales.

En el caso del GNL como gran proyecto exportador, pese al esmero de las compañías y las posibilidades locales de captura, se estima que no será suficiente para alcanzar el Net Zero Carbon en tan gran escala. Una operadora se ha animado a arriesgar que el shale de Vaca Muerta podría soportar, captar, o compensar CO2 equivalente a 50 dólares por tonelada.

De esta combinación de necesidad de reducir (Vaca Muerta) y posibilidad de capturar (Pampa Húmeda/campo) emisiones de carbono surge esta iniciativa de aprovechar el potencial mutuo.

Un gran desafío por delante. Fundamental para lograr el próximo y vislumbrado salto de escala de Vaca Muerta que comenzamos a forjar hace 13 años desde GyP. Creemos que la ilusión o realidad de este Gas Verde desde Vaca Muerta depende en gran medida de la maduración y aceleración de este proceso de conexión y sinergia entre dos grandes sectores con potencialidad de ampliar sus horizontes exportadores y compartiendo esta visión y meta de neutralidad de emisiones.

Ingeniero, asesor energético, ex secretario de Energía de Neuquén.

(1) Corfone: Corporación Forestal Neuquina

(2) VM = 2n x 10: multiplicar ene veces Vaca Muerta en 10 años

(3) VM = P x Q2: ingresos de Vaca Muerta, proporcionales al precio, la cantidad y la calidad

(4) El sistema “cap-and-trade” pone un límite al nivel total de gases de efecto invernadero que una industria autorizada puede emitir. Las empresas con bajas emisiones pueden vender sus derechos de emisión no utilizados a emisores más grandes que hayan superado el límite. La financiación del carbono es el sistema de asignar un valor de mercado a cantidades fijas de reducciones de emisiones de CO2. Este valor está determinado por el costo de lograr una determinada reducción de emisiones, en comparación con el costo de pagar a otra parte para lograr la misma reducción en otro lugar. El fundamento de esta estrategia es que, en cualquier caso, se logra la misma reducción neta de carbono.

La clave es el monitoreo. Debe ser sistemático, creíble, registrable, trazable, para poder llegar a su verificación y emisión de créditos. Los compromisos deben estar respaldados por medidas creíbles y audaces.

Dejá tu comentario