Film de Guatemala es favorito para el Oscar internacional 2021

Espectáculos

"La llorona", de Jayro Bustamante, relata la masacre de la población maya en 1981 y la vincula con la leyenda folklórica de la mujer en duelo.

Las pocas chances que tenía la representante argentina para los premios Oscar, “Los sonámbulos”, de Paula Hernández, terminaron de diluirse anteanoche cuando la Academia de Hollywood anticipó la lista de los 15 films preseleccionados en la categoría de Mejor Película Internacional (denominada antes Mejor Film en Lengua Extranjera), y que se reducirán a 5 el próximo 15 de marzo, cuando se conozcan las nominaciones definitivas. Sólo tres películas latinoamericanas ingresaron en esta categoría, y entre ellas la favorita “La llorona”, que representa a Guatemala (país que entra por primera vez en el Oscar), y que hasta este momento lleva la delantera de las apuestas, inclusive entre la totalidad de las candidatas. La mexicana “Ya no estoy aquí” y la chilena “El agente topo” son las otras dos candidatas que ingresaron en la preselección.

“La llorona” es un drama político que combina elementos del folklore de la región, ya que el título alude a una mujer que ahogó a sus hijos y cuya alma en pena los busca llorando por las noches. Pero la historia no tiene nada de legendaria sino que es un relato del genocidio maya, ocurrido en ese país entre 1981 y 1983, en el contexto de la guerra civil guatemalteca que se extendió entre 1960 y 1996. La dictadura militar llevó adelante, en especial en esos tres años de plomo, una masacre de campesinos mayas a los que acusaba de colaborar con la guerrilla marxista cubana. El presidente Efraín Ríos Montt, uno de los responsables directos del genocidio, fue condenado en 2013, aunque le levantaron escandalosamente la sentencia a los pocos días, y murió en 2018.

La protagonista es Alma (María Mercedes Coroy), sobreviviente de la masacre, cuyos hijos fueron ahogados frente a ella por militares que amenazaron con matarla si lloraba (esta es la variación de la leyenda). Ella comienza a trabajar como mucama en casa de un militar retirado, a quien también salpican las acusaciones. El hombre, que ya sufre demencia senil, oye por las noches el llanto de Alma y no sabe si es real. El director del film es Jayro Bustamante, de 43 años, originario de la comunidad maya de Sololá. En su película anterior, “Ixcanul” (2015), que se ocupaba del tráfico de bebés en Guatemala, ya había trabajado con la misma protagonista de “La llorona”. La película obtuvo en la Berlinale de 2015 el premio Alfred Bauer de nuevas perspectivas (nombre que ya no se usa más desde que se descubrió que Bauer, uno de los artífices del festival, había sido simpatizante nazi). “La llorona” también aspira al Globo de Oro como mejor película extranjera y al Goya español como mejor film latinoamericano.

México participa con “Ya no estoy aquí”, segundo largometraje de Fernando Frías de la Parra. La película muestra la vida de Ulises, un joven marginal de Monterrey, amante de la “cumbia rebajada”, un subgénero musical. Por error, queda expuesto con su grupo en un enfrentamiento entre carteles de narcos, y lo amenazan de muerte a él y a su familia. Desde entonces, su único objetivo es emigrar ilegalmente a los Estados Unido. La chilena “El agente topo”, de la directora chilena Maite Alberdi, es un documental (lo que le abre la chance de aspirar al Oscar en dos categorías distintas). Cuenta la historia de un antiguo espía que a los 83 años es contratado para infiltrarse en una residencia geriátrica por una mujer preocupada por el trato que recibe allí su madre. Como documentales se enfrentarán, entre otros, al chino-americano “76 Days”, sobre los comienzos del covid en Wuhan, el ítalo-americano “Recolectores de trufas”, y el noruego-americano “Gunda. Otros títulos fuertes, “MLK/FBI”, sobre la lucha de Martin Luther King, y “Welcome to Chechnya”, de militantes de la diversidad sexual.

También entraron en la categoría de Mejor Film Internacional “Another round” (Thomas Vinterberg, Dinamarca), “Los chicos del sol” (Majid Majidi, el mismo de “Los niños del cielo”, Irán) y “Queridos camaradas” (Andrei Konchalovsky, Rusia). “Colectiv” (Alexander Nanau, sobre el Cromagnon rumano) y “Charlatán”, de la polaca Agnieszka Holland (aunque representando a la República Checa) son otras precandidatas. “Quo vadis, Aida” (Bosnia-Herzegovina), “La nuit des rois” (Costa de Marfil). La Academia también anunció otros ocho rubros, desde Documental a Maquillaje y Peluquería, lo que incluyó el corto documental “What would Sophia Loren do?”, sobre una mujer ítalo-americana que ante ciertas situaciones siempre se ha preguntado qué haría Sophia Loren en su lugar, y el corto de Pedro Almodovar “La voz humana”, con Tilda Swinton, sobre el famoso texto de Jean Cocteau que en 1948 hicieron Roberto Rossellini con Anna Magnani.

Dejá tu comentario