Moschner: sobre el miedo entre humanos

Espectáculos

Con puesta de Guillermo Cacace, la obra se vio en escena durante las temporadas 2015/16.

“El teatro por streaming es material didáctico, material de estudio, no es teatro”, dice Iván Moschner sobre “La crueldad de los animales”, de Juan Ignacio Fernández, dirigida por Guillermo Cacace, que a partir de hoy a las 20 estará disponible en el Cervantes online. “En la obra se plasma ese miedo del encuentro entre humanos, como el recelo que los animales tienen entre sí cuando recién se conocen”. Con las actuaciones de Moschner, Héctor Bordoni, Ana María Castel y otros, la obra se presentó en la sala Luisa Vehil durante las temporadas 2015 y 2016. Dialogamos con Moschner.

Periodista: ¿Cómo es su personaje y cuál es el tema de la obra?

Iván Moschner: Es una especie de jefe de Gabinete de un Municipio a las órdenes de un intendente, casado, padre de dos hijos, uno de su matrimonio actual, el otro apenas nombrado. Su convicción es que su lugar en el Estado es para hacer negocios personales, y defenderá esa posición hasta las últimas consecuencias. Pero esto es anecdótico, está expuesto en el texto de la obra, es “el mundo tal cual es”. Acá no juzgamos a los personajes ni en sus peores crímenes, ellos están allí porque nosotros estamos allí.

P.: ¿Qué rasgos destacaría de la puesta en escena?

I.M.: Convivimos entre actores y actrices, entre viejos y jóvenes, atravesando la experiencia de los personajes, con la nuestra de humanos hoy, en un espacio con reglas de ficción, teatrales. Y su cruce con lo real, las células físicas que mueren al caer de la piel, la transpiración, el desgaste. Desatar estas fuerzas fue la propuesta de la dirección, a la que nos entregamos con ganas.

P.: ¿Qué le atrae del trabajo junto a Cacace?

I.M.: Ya había trabajado en otras obras con Guillermo y sabía que sería una tarea placentera. No en el sentido hedonista del placer, sino como posibilidad de acceder a estadios superiores en el trabajo que nos nuclea, el teatro. Entonces la obra, más allá de hablar de lo explícito que trae la carga del texto, las relaciones sociales a través del drama que genera un problema concreto, habla del teatro.

P.: ¿El teatro por streaming es teatro?

I.M.: Hay una palabra que los eruditos desempolvaron desde el aislamiento, con alegría de exploradores, la palabra “convivio”, para describir la diferencia del teatro, a la que se desea regresar. Cuando se regrese al convivio, será teatro. Ahora, aquellos registros de otras épocas son material de estudio, al menos en lo que hace al teatro no comercial. Para el comercial el streaming no es ninguna sorpresa, ya tenía su plataforma para vender antes de esta crisis, y es sólo otro aspecto del negocio. Es una situación propicia para esos productos.

P.: ¿Cómo lleva la cuarentena?

I.M.: La paso estudiando y atendiendo a proyectos artísticos preparando el terreno por si algún día salimos al “convivio”. Levantando ánimos si alguien se declara decaído, y participando en debates en torno a la nueva situación que quedó explicitada con el aislamiento obligatorio: todos los actores y actrices quedamos desocupados, y muchos no tienen cómo avanzar en la subsistencia. Entonces algunos se están organizando, y colaboro.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario