Ciudadanía Italiana: 3 trámites desconocidos pero fundamentales para tramitarla

Muchos jóvenes argentinos buscan emigrar a Italia ya que brindan oportunidades laborales para extranjeros y, a su vez, posibilidades para obtener el pasaporte europeo.

ciudadania_italiana.jpg
BAE Negocios

Muchos jóvenes argentinos deciden emigrar al exterior en búsqueda de un cambio. Entre los países europeos más elegidos figura Italia, destino que ofrece oportunidades laborales para extranjeros y también oportunidades ligadas al turismo y al disfrute, en el caso de los viajeros que no quieran residir muchos meses en el país.

Dado a la importante inmigración de ciudadanos italianos a la Argentina, muchos de sus descendientes pueden obtener el reconocimiento de esa herencia por parte del Gobierno italiano.

Para acceder a la ciudadanía, se pide que se presente el “certificado de no naturalización” también conocido como formulario 003 que emite la Cámara Nacional Electoral, entre otros trámites.

¿Cómo tramito la ciudadanía italiana?

Para avanzar, tendrás que tener actas de nacimiento, matrimonio y defunción en Ciudad de Buenos Aires. Por otra parte, el requisito es que tu padre, madre, abuelo/a, bisabuelo/a o tatarabuelo/a tenga la nacionalidad, ya que la ciudadanía es un derecho de sangre. Es sin límite generacional, pero en línea directa. Por eso es fundamental tener toda la documentación que demuestre que el pariente nunca haya renunciado a su nacionalidad original (italiana).

Luego de verificar la documentación correspondiente a los trámites, se deberá reservar un turno online en el sitio web del consulado correspondiente a la dirección que figura en el DNI. Las actas solicitadas deberán estar selladas y traducidas por un traductor público con matricula legal para llevar que le permita llevar a cabo el trabajo. Sin embargo, esto no es algo que funciona en todas las provincias del país. Para estos casos las personas deberán solicitar a su consulado el contacto de algún profesional.

Al recibir la ciudadanía, es muy recomendable tener algunos tramites para llegar al destino de una forma mucho más cómoda.

  • "La patente di guida": es la licencia de conducir. Si ya contás con ella, podés convertirla por un costo aproximado de 50 euros. Para quienes no la tengan, pueden realizarla en la autoescola por un valor de 1200 euros.
  • "La carta de identita": si ya sos ciudadano podes usarla para moverte por toda la Unión Europea. Podés tramitarla una vez que fijas tu residencia y tiene un costo de 22 euros que tenés que pagar en la comune (municipio).
  • "La tessera sanitaria": no tiene costo y es vital tramitarla, ya que se trata de una credencial de salud.

Dejá tu comentario

Te puede interesar