Desalojo violento en Jujuy dejó tres muertos y renunció el ministro de Gobierno

Información General

Un policía y tres manifestantes murieron, mientras que unos sesenta personas resultaron heridas, durante un desalojo en una propiedad privada usurpada en la localidad jujeña de Libertador General San Martín, cabecera del departamento de Ledesma.

El senador jujeño Gerardo Morales (UCR) confirmó a ámbito.com la muerte de un civil que se encontraba en terapia intensiva sumandose así a la lista de cuatro muertos. La misma información fue proporcionada desde la Corriente Clasista y Combativa.

No obstante, el director del Hospital Orias, Roberto Maizal, sostuvo a este medio que son tres los fallecidos, mientras una cuarta persona fue derivada al Hospital Pablo Soria, en San Salvador de Jujuy en estado crítico. "El paciente va a ser intervenido de urgencia por una herida de bala en la cabeza", aseguró Maizal.

Las primeras informaciones indicaron que Alejandro Farfán es el policía fallecido, un agente policial de 22 años, que llegó muerto al hospital Oscar Orías con una herida de arma de fuego en el hemitorax izquierdo; Félix Reyes Pérez, de 21, quien también arribó muerto con un balazo en el mismo lugar, y Ariel Farfán, de 17 años, con idéntica herida.

Sin embargo, voceros de la CCC agregaron el deceso de un manifestante, llamado Juan José Velázquez, que había recibido un balazo en la cabeza y, habría fallecido durante la tarde en el hospital Pablo Soria de la capital jujeña.

Los incidentes se produjeron luego de una orden judicial emitida antes de la feria por el juez de San Pedro, Jorge Zaman, habilitada por su par Carolina Pérez Rojas, para desalojar el predio de unas 15 hectáreas donde unas 500 familias, con el apoyo de la Corriente Clasista y Combativa (CCC), se habían instalado el pasado miércoles 20.

El sitio en pugna se halla en una zona conocida como "El Triángulo", en inmediaciones del Ingenio Ledesma, unos 106 kilómetros al este de la capital provincial, dentro del departamento de Ledesma, que fue tomado por las familias luego de varios años de conflicto por la escasez de tierras y una fuerte demanda habitacional sin satisfacer.

Como consecuencia de los enfrentamientos fueron atendidas 63 personas, de las cuales 30 eran policías. El gobernador de Jujuy, Walter Barrionuevo, aseguró "ningún niño ingresó al hospital". En conferencia de prensa el mandatario pronvicial informó que fue separado el jefe del operativo el comisario Néstor Vera,y horas despues se conoció que aceptó la renuncia de su ministro de Gobierno, Pablo La Villa.

El director del SAME de la provincia, Juan Carlos Menichetti, confirmó a ámbito.com que "el primer muerto fue trasladado al hospital a las 9.50. A las 12.30 se trasladaron otras dos personas con heridas de armas de fuego en el tórax". Cinco minutos después recibieron a un herido en grave estado, con un balazo en el cráneo, quien más tarde fallecería a causa de las heridas.

Por su parte, Hugo Sosa, Comisario Mayor de Operaciones Especiales de la provincia, en diálogo con este medio, relató que "los terrenos estaban ocupados por unas cuatrocientas familia y se dispuso un amplio operativo".

La familia Blaquier
, propietaria del predio, había realizado la denuncia por usurpación la semana pasada, aunque recién a las 6 de este jueves los efectivos policiales llegaron para hacer efectivo el desalojo ordenado por la Justicia. Allí se dio el primer enfrentamiento entre la Policía y los manifestantes, que trataron de resistir con pedradas y según fuentes policiales, también respondieron con disparos de armas de fuego, lo que fue negado por la CCC.

Al respecto, Sosa agregó: "Nunca pensamos que los ocupantes podían estar armados". Las fuerzas de seguridad concurrieron sin armas de fuego y equipados con fusiles con balas de goma y lanzaderas de gases lacrimógenos. El mismo argumento esgrimieron los militantes de la CCC quienes confirmaron que ellos tampoco poseían armas de fuego pero lo real es que hubo una balacera.

Tas los enfrentamientos, los manifestantes desplazados se dirigieron hacia la ruta 34, a la altura del puente San Lorenzo, donde cortaron el tránsito, y en ese lugar se habría producido un nuevo enfrentamiento, aunque aún no se confirmó si los dos civiles muertos por disparos de armas de fuego fueron en este episodio o en el registrado más temprano en el desalojo.

Por su parte, el intendente local, Jorge Ale, precisó que el hecho se produjo cuando la Policía intentó desalojar a ocupantes de un terreno de la empresa Ledesma. El funcionario sostuvo también que pidió el "cese de la represión policial" a las autoridades del Juzgado Penal de San Pedro, que había ordenado el desalojo.

Dejá tu comentario