Corea del Norte: vuelven las especulaciones sobre el estado de salud de Kim

Mundo

La salud del líder norcoreano Kim Jong Il parece ser más débil de lo que se creía hasta ahora. Un nuevo informe de la emisora surcoreana YTN no sólo afirma que Kim sufre cáncer de páncreas, sino que también cita las primeras especulaciones sobre cuánto más podría vivir el dictador, de 67 años, al que los médicos no le dan más un lustro de vida.

Estas nuevas noticias sobre la salud de Kim avivan las especulaciones por su sucesión. La cuestión, sin embargo, estaba planteada ya desde hace meses, cuando comenzaron a circular en Corea del Sur los rumores sobre una posible enfermedad del líder comunista.

Muy debilitado, con las mejillas hendidas, la boca ligeramente torcida y un pelo escaso y despeinado: las imágenes más recientes de Kim Jong Il difundidas en la televisión estatal norcoreana mostraron un franco deterioro físico en el dictador.

Kim compareció con un aspecto aún más frágil que el que mostraba en abril, cuando participó en la sesión constitutiva de la nueva Asamblea Popular en Pyongyang.

Los países vecinos suponían hasta ahora que el declive físico de Kim se debía a una apoplejía sufrida en agosto. Corea del Norte rechazó tajantemente los informes sobre ese ataque y los atribuyó a una conspiración contra el régimen.

Más allá de las causas del empeoramiento de Kim -cáncer o ataque-, todo indica que en Pyongyang se ha desatado tras bambalinas una lucha por la sucesión del dictador. La región teme una desestabilización en Pyongyang que mueva al gobierno a nuevas provocaciones, sobre todo después de los lanzamientos de misiles y la prueba atómica de las últimas semanas.

Los observadores creen que entre las últimas tareas que se planteó Kim se encuentra la de designar un sucesor y garantizar el régimen. Según varios informes, el líder intentaría un traspaso de poder a la tercera generación cediendo el gobierno a su hijo menor, Jong Un, con quien guarda parecido físico y de carácter.

Sin embargo, el joven tiene apenas algo más de 20 años y hasta ahora no ha desempeñado papel político alguno. Los expertos consideran que las recientes pruebas de armamento en el país comunista son también un modo de prepara la base para un recambio en el poder. Jong Un podría ser nombrado sucesor oficialmente en tres años. Hasta entonces, el país deberá convertirse en una "nación poderosa y próspera", según los planes del gobierno.

Si Kim muere antes de que su sucesión esté definida, el poder podría recaer en un colectivo del Ejército y el Partido de los Trabajadores.

Dejá tu comentario