Tras 1.500 nuevos casos de coronavirus, el gobierno español prohíbe viajes que no sean de fuerza mayor

Mundo

Es el segundo país más castigado de Europa, tras haber multiplicado por diez el número de infectados en menos de una semana.

España registró 1.500 nuevos casos de coronavirus desde la tarde del viernes, elevando el balance de la epidemia a 5.753 infectados y 136 personas fallecidas, 15 más que antes, según los datos divulgados este sábado por el ministerio de Sanidad.

Tras conocerse los nuevos datos, el gobierno de Pedro Sánchez prohibió todos los viajes que no están dictados por fuerza mayor, pero se le permite ir a trabajar o desplazarse para obtener suministros de alimentos.

El Consejo de Ministros lo decidió en una reunión extraordinaria convocada este sábado para decretar el estado de alarma, anunciado por Sánchez.

La medida estará en vigor durante al menos dos semanas.

España es el segundo país de Europa más castigado por el coronavirus, tras haber multiplicado por diez el número de infectados en menos de una semana.

Sánchez debe comparecer para anunciar las medidas concretas que acompañarán la declaración del estado de alarma anunciada.

El estado de alarma, que entrará en vigor este sábado por un periodo mínimo de dos semanas, permite al gobierno limitar la circulación de personas y requisar bienes privados para combatir el avance de la epidemia.

Más de la mitad de los casos (2.940) se dan en la región de Madrid, que desde este sábado ha prohibido la apertura de todos los comercios que no sean esenciales, como supermercados, farmacias o estaciones de servicio.

La sigue Cataluña, cuyo gobierno regional decretó el viernes el cierre de bares, restaurantes y centros comerciales y pidió al gobierno de Pedro Sánchez que decrete el confinamiento de todo el territorio.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario