Fidel Castro siente "desprecio" por las desprestigiosa forma en que la UE levantó sanciones a la isla

Mundo

La Habana (EFE).-El líder cubano Fidel Castro afirmó hoy que siente "desprecio" por la "desprestigiada forma" en que la Unión Europea (UE) levantó las sanciones contra la isla y afirmó que dicha decisión entraña una "enorme hipocresía", a la par que volvió a atacar a la disidencia interna, a la que llamó "vendepatrias".

"A mi edad y en mi estado de salud, uno no sabe qué tiempo va a vivir, pero desde ahora deseo consignar mi desprecio por la enorme hipocresía que encierra tal decisión", afirma Castro en un nuevo artículo publicado en el portal online Cubadebate.

Según el ex presidente cubano, convaleciente desde hace casi dos años de una enfermedad nunca revelada, la "desprestigiada forma" en que el bloque europeo decidió la víspera levantar las sanciones "no implica en lo absoluto consecuencia económica alguna" para la isla.

"Por el contrario, las leyes extraterritoriales de Estados Unidos y, por lo tanto, su bloqueo económico y financiero continúan plenamente vigentes", agrega.

Los 27 acordaron el jueves el levantamiento de las sanciones impuestas a Cuba en 2003 tras la condena a altas penas de cárcel de 75 disidentes, 55 de los cuales aún siguen en prisión, y la ejecución de tres hombres que trataban de secuestrar una embarcación para salir ilegalmente de la isla. Las sanciones estaban congeladas, a instancias de España, desde 2005.

En reiteradas ocasiones, tanto durante el gobierno de Fidel Castro como del actual de su hermano Raúl, que asumió la presidencia el 24 de febrero, Cuba ha exigido la eliminación "definitiva" de las sanciones como condición sine qua non para reanudar el diálogo con el bloque.

La decisión europea del jueves está sin embargo matizada. De un lado, los 27 decidieron que la postura será nuevamente revisada dentro de un año.

Además, aunque no figura como condición para la apertura oficial del diálogo con la isla, en la declaración la UE hace un llamamiento al gobierno de La Habana a que mejore "la situación de los derechos humanos mediante, entre otras cosas, la liberación incondicional de todos los presos políticos, incluidos los que fueron detenidos y encarcelados en 2003".

"A Cuba, en nombre de los derechos humanos, le exigen la impunidad de los que pretenden entregar, atados de pies y manos, la patria y el pueblo al imperialismo", replica Castro, quien vuelve a calificar de "vendepatrias" a los miembros de la disidencia interna de la isla.

"En Cuba los mercenarios y vendepatrias al servicio del imperio se halan los pelos y rasgan sus vestiduras en defensa de los derechos de traición e impunidad", agrega.

De acuerdo con el líder histórico cubano, la "hipocresía" de la UE con su decisión -o la forma en que la adoptó- se hace más patente aún en cuanto que "coincide con la brutal medida europea de expulsar a los inmigrantes no autorizados procedentes de los países latinoamericanos".

Castro se refiere a la Directiva de Retorno aprobada esta semana en el Parlamento Europeo y que establece que los "sin papeles" pueden ser retenidos hasta un período máximo de 18 meses mientras se tramita su repatriación.

Asimismo menciona de nuevo temas que han ocupado recurrentemente el centro de sus "reflexiones", como la "crisis de los alimentos y de la energía, los cambios climáticos y la inflación" que, afirma, "acosan a las naciones".

"La impotencia política reina, la ignorancia y las ilusiones tienden a generalizarse. Ninguno de los gobiernos, y menos aún los de la República Checa y Suecia, que eran renuentes a la decisión de la UE, podrían responder de forma coherente a las interrogantes que están sobre el tapete", sostiene.

El ex presidente cubano menciona asimismo el caso del comando que la semana pasada secuestró en México un autobús que trasladaba a 33 cubanos que iban a ser repatriados a la isla, y en el que al parecer estuvieron implicados funcionarios del país azteca.

"Hasta las propias autoridades de México tienen que reconocer que la mafia de Miami, al servicio del gobierno de Estados Unidos, le arrebató por la fuerza ¿o compró? a un importante contingente de agentes migratorios de ese país a decenas de inmigrantes ilegales (...) entre ellos niños inocentes transportados a la fuerza por riesgosos mares y hasta madres forzadas a emigrar", afirma.

Según Castro, casos como éste "han puesto en riesgo la autoridad y la moral que necesita cualquier gobierno para dirigir el Estado, derramando sangre latinoamericana por todas partes".

En su nueva "reflexión", que según sus palabras sólo será publicada en la página web del sitio oficial Cubadebate, Castro da a entender que podría dedicar nuevos artículos al tema de la UE, sobre el que el gobierno cubano no se había pronunciado públicamente de manera oficial hasta el momento.

"Tengo muchas cosas que decir, mas por hoy basta. No deseo molestar, pero vivo y pienso", advierte

Dejá tu comentario