"Para cambiar a un club, primero se debe ingresar"

Mundo

Brasil (EFE, AFP) - El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, debe entrar primero al Mercosur como miembro pleno antes de proceder a reformarlo, como ha manifestado en diversas ocasiones, afirmó el ministro de Relaciones Exteriores de Brasil, Celso Amorim. Sus declaraciones tuvieron lugar en una entrevista publicada ayer por el diario «Folha de Sao Paulo». «Quien quiere entrar en un club primero acepta las reglas existentes y después (de ser aceptado, si tiene objeciones) intenta cambiarlas», expresó el canciller, que actualmente se encuentra en la ciudad suiza de Ginebra.

Al mismo tiempo, Amorim destacó que el ingreso de Venezuela «es bueno para el Mercosur, como también es positivo para ellos (los venezolanos)».

Las palabras del canciller no surgieron de la nada, fueron en respuesta a las declaraciones que Chávez ofreció la semana pasada, cuando manifestó que no está «interesado en el viejo Mercosur». Lo que Venezuela reclama es un modelo alternativo de integración, con una pauta más social.

Por eso, Amorim se encargó de recalcar que las reglas que rigen en el bloque regional «son buenas para el Mercosur y también son buenas para Venezuela».

No obstante, Brasil no está negándose a futuros cambios en la unión aduanera, lo que sí reclama el canciller de dicho país es que se den en el marco del proceso de evolución de la integración regional. Pero para eso Venezuela debe estar adentro.

  • Prórroga

    El gobierno venezolano emprendió el proceso de integración como miembro pleno del Mercosur el año pasado, durante la cumbre del bloque celebradaen la ciudad de Córdoba.Pero el plazo para concluir las negociaciones para que Venezuela adopte las normativas del bloque, que vencía en marzo de este año, fue renovado en mayo por 6 meses prorrogables.

    Esto hace que, por ahora, la nación gobernada por Chávez sea Estado asociado del Mercosur, condición que le garantiza voz, pero lo priva de voto en las decisiones del principal bloque de integración de América del Sur. Para culminar el proceso falta la aprobación de los parlamentos de Brasil y Paraguay.

    Pero este proceso podría sufrir algunos obstáculos, dado que hace poco Chávez se refirió a los senadores brasileños como «loros que repiten lo que les dicen en Washington», luego de que una comisión de dicha cámara le pidiera que reconsiderase su decisión de no renovar la concesión al canal opositor RCTV. Es este mismo Senado, junto con la Cámara de Diputados de Brasil, el que tiene que aprobar la adhesión y ha amenazado con bloquearla si Chávez no se disculpa.

    Mientras tanto, el presidentevenezolano no asistirá a la Cumbre del Mercosur que comenzará el próximo viernes en Paraguay. Esta será su primera ausencia en una reunión de presidentes del bloque desde 2005, porque estará de gira por Rusia, Bielorrusia e Irán.

    Respecto de esto, Amorim dijo que la ausencia de Venezuela en esa cumbre «no nos perturba. Preferiría que estuviese pero, como es obvio, él es libre de hacer lo que quiera».
  • Dejá tu comentario