Efecto Covid-19 en EEUU: 10 millones de personas ya pidieron subsidio por desempleo

Mundo

El Departamento de Trabajo reportó un récord de 6,6 millones en los últimos siete días, mientras la semana anterior se habían registrado otros 3,3 millones. Economistas señalan que seguirá en aumento.

Un récord de 6,6 millones de estadounidenses solicitaron subsidio de desempleo esta semana, lo que muestra cómo la ferocidad de la pandemia de coronavirus Covid-19 está afectando a la economía nacional.

La cifra representa un récord histórico y, sumado a los 3,3 millones de la semana pasada, ya son 10 millones los que lo solicitaron, reportó el Departamento de Trabajo.

Los analistas habían pronosticado un total de solicitudes de desempleo de entre 3 y 6 millones, después de que un gran número de empresas en todo el país se vieron obligadas a cerrar debido a la necesidad del distanciamiento social, dejando a millones de estadounidenses sin trabajo.

La cifra de hoy eclipsa inclusive los récord de 3.28 millones de solicitudes de desempleo de la semana anterior, el primer marcador real del número de personas sin trabajo en el país, según datos publicados la semana pasada por el Departamento de Trabajo para el período que finalizó el 21 de marzo.

Aún así, algunos economistas señalaron que el número real de desempleados podría ser mucho mayor, debido a que muchos solicitantes habían tenido problemas para presentar un reclamo, ya que los departamentos de trabajo estatales se vieron abrumados.

"Estos son números que están fuera del rango que hemos visto", afirmó Michelle Néyer, jefa de economía en Bank of America a NBC News. "Durante la crisis financiera, vimos un pico de aproximadamente 650.000 (solicitudes por primera vez) por semana".

Michael Feroli, el economista jefe en JPMorgan, dijo que esperaba un número "bastante complicado", pronosticando 3.5 millones de aplicaciones.

"No me gustaría contar cuentos de hadas sobre por qué no preocuparme por eso", agregó. "Es posible que podamos ver grandes números durante un par de semanas".

En este sentido, los analistas coinciden en que es probable que los indicadores económicos tradicionales continúen empeorando, a medida que se extienda la crisis de salud pública.

El Departamento de Trabajo tiene previsto publicar mañana las cifras de desempleo para el mes de marzo, y los economistas encuestados dicen que esperan ver que la economía pierda alrededor de 100.000 empleos, lo que detendrá una década continuada de creación de empleos.

Se espera además que la cifra de abril, que incluirá datos sobre las peores semanas de la pandemia de coronavirus, sea aún más "brutal". "El informe de marzo será efectivamente una noticia vieja", indicó Meyer. "El mundo se veía muy diferente hace dos semanas".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario