Se recalientan más las internas

Política

Por supuesto que los rumores siempre inquietan a las empresas, y de ahí la palabra “en vivo” de los involucrados. Eso fue justamente los que buscó el Grupo Llao Llao, adonde además de Guzmán, también participaron Mauricio Macri, Horacio Rodríguez Larreta, y el disruptivo Javier Milei.

Mientras tanto, el presidente Alberto Fernández optaba por un clima más benigno (para un padre reciente) y se dirigió a Córdoba a reunirse con las poderosas automotrices que unificadas con los autopartistas y los gremios (Smata) venían reclamándole también por el acceso a divisas para poder seguir trabajando. Y allí, al igual que su ministro de Economía con los petroleros, también les prometió mayor libertad de acceso a las divisas. “Tengan la tranquilidad que está en nuestra cabeza la preocupación de que la producción de vehículos no se detenga por la falta de dólares”, dijo Fernández, logrando apenas una distinción... Es que casi en simultáneo, las pymes nucleadas en CAME, que realizaron su Asamblea Anual en Parque Norte, de la que también participó Fernández (Alberto), le habían asegurado que “para recuperar el salario, hay que crecer”…, y el Presidente también comprometió allí el acompañamiento del Gobierno a la pymes. “Seguiremos trabajando como hasta ahora”, dijo, pero quedó una sombra de desconcierto entre los asistentes.

Casi la misma que tienen en el PRO sobre los verdaderos planes del ex presidente Mauricio Macri de cara al 2023 que, según varios, serían claramente los de jugar nuevamente a la presidencia si tuviera datos -ciertos-, de alguna factibilidad al respecto.

Pero como no es así, hace declaraciones, se saca fotos (aquí y en el exterior( y arremete una campaña mediática con la que desvela más a los propios que a los ajenos (léase, patricia Bullrich, titular del PRO; y Rodríguez Larreta, jefe de la Ciudad, y hasta ahora el que representa más chances para el 23. Y todo esto sin olvidar a sus otros socios: Elisa Carrió del ARI que hará dice que no lo votaría (pero lo mismo dijo en 2015), y Gerardo Morales, titular de la UCR que, además de sus propias ambiciones, sostiene que “llegó la hora de la UCR”. Por supuesto que además de Llao Llao, Macri se recluyó en su nuevo lugar en el mundo, Cumelén, y más ahora que está nevado.

Dejá tu comentario