Dietrich, sobre recorte del gasto público: "Ninguna obra que arrancó va a parar"

Política

El ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, minimizó el impacto de un recorte en obra pública, y aseguró que "ninguna obra que arrancó va a parar".

"Hoy el mundo nos presta plata porque confía en nosotros", remarcó un Dietrich optimista en declaraciones a FM Blue, al tiempo que aseguró que está "actualizando las tarifas porque hay que mantener las autopistas".

Sus declaraciones buscan llevar tranquilidad luego del anuncio que realizó su par de Hacienda Nicolás Dujovne el día viernes, cuando dio a conocer una reducción para este año de la pauta del déficit fiscal del 3,2% del PBI al 2,7%, aunque la proyección ya anticipaba un eventual sobrecumplimiento de la meta original.

"Nos duele tocar el presupuesto de la obra pública, pero entendemos en este contexto que necesitamos acelerar el camino hacia la convergencia fiscal", dijo Dujovne.

En este marco, empresarios de la construcción manifestaron que esperan conocer esta semana "la letra fina" de la revisión de la meta de déficit fiscal anunciada por el Gobierno nacional, para poder evaluar el impacto que tendrá en el sector el recorte de 30.000 millones de inversión en la obra pública.

Así lo manifestaron en declaraciones a la agencia Télam el presidente de la Cámara de la Construcción, Gustavo Weiss, el presidente de grupo Construya, Pedro Brandi, y el vicedecano de la Facultad de Ingenieria de la UBA y directivo del Centro Argentino de Ingenieros (CAI), Raúl Bertero.

En ese sentido, Weiss dijo que "la semana que viene" las autoridades de la Cámara de la Construcción pedirán "reuniones con el Gobierno para que expliquen si se refieren a obras públicas en curso, que no se van a firmar contratos o que no se van a licitar".
"Hasta que no tengamos la letra chica es difícil saber las consecuencias", se sinceró el directivo.

Para este año, el sector tenía prevista una proyección original de crecimiento
"de entre el 6% y el 8% traccionados por la obra pública y privada, y con la expectativa de que tome más impulso con los préstamos hipotecarios orientados a la clase media".

En ese sentido, ya se anticipaba en el sector que el aumento de las tasas dispuesto por el Banco Central para contener la apreciación del dólar podría afectar las cuotas de los créditos hipotecarios.

Dejá tu comentario