"Hay quienes desean un final anticipado y apocalíptico de este proyecto"

Política

"Estamos frente a una etapa difícil que se puede superar si se formulan respuestas agudas. Los que apoyamos este proyecto debemos recuperar la vocación de movilizarse para dar discusiones que nos permitan encontrar las alternativas superadoras, manteniendo las conquistas logradas en esta década", señaló el director de la Biblioteca Nacional, Horacio González, uno de los referente de la agrupación Carta Abierta en declaraciones a Télam.

Y agregó: "El pueblo argentino sigue siendo una cantera de voluntades políticas al servicio de los proyectos que consiguen modificar sus condiciones de vida de forma positiva. Hay que recurrir a él".

González afirmó que la modificación del tipo de cambio que el gobierno debió imponer el mes pasado se debió a "una fuerte campaña orquestada por poderes concentrados de las finanzas internacionales y la agroexportación".

"Hubo muchos intereses creados que pugnaron durante meses para que el gobierno modificara el tipo de cambio. Son los sectores que históricamente se beneficiaron con el deterioro de los ingresos de la mayoría de los argentinos", remarcó.

Ante esta situación, el académico apuntó que el oficialismo debería forjar alianzas con los sectores políticos y sociales que le permitieron "obtener un claro triunfo electoral en 2011".

"La idea de salir a debatir, a discutir, es también generar acuerdos, buscar alianzas con otros sectores. Se debe tratar de recrear el espíritu del Bicentenario, cuando los que estaban en las calles no eran todos partidarios del Gobierno, pero apoyaban el sentido de la políticas públicas", recordó.

En ese sentido, el sociólogo afirmó que se debería también interpelar a los sectores sociales y políticos que se encuentran a la izquierda del gobierno para "saber si tienen claro a cuáles intereses sirven algunas de las críticas que plantean".

"Veo a dirigentes sociales y políticos en las señales televisivas de los medios concentrados atacando con mucha dureza al kirchnerismo y sumándose al coro de los que desean un final anticipado y apocalíptico de este proyecto", subrayó.

Para González, la clave del momento actual pasa por "explicarle a los sectores medios y populares cuál es el modelo de país que se pretende imponer desde algunos sectores del poder finaciero global".

"Hay que formularle a la sociedad una fuerte disyuntiva: ¿queremos un país que se endeude, que pida prestado al FMI, que devalúe constantemente para engordar a los exportadores? ¿O un modelo de democracia social que vaya ampliando derechos e incluyendo?", cuestionó.

En otro orden, opinó que la Ley de Medios "no puede limitarse a un mero cambio de la grilla de la TV por cable", y sostuvo que el objetivo debe ser "vincular los contenidos culturales a las grandes audiencias".

"La Ley de Medios es una de las grandes conquistas de este período, y me consta que se hizo mucho, se militó con mucha convicción para poder aplicarla en su totalidad por medio del fallo de la Corte. Adaptar la grilla del cable es un requisito de la normativa, pero no nos podemos quedar con eso", advirtió.

Y en ese sentido, observó: "Debemos dar la pelea para ampliar los contenidos culturales y ampliar las participación de las audiencias. Sé que se hicieron esfuerzos en ese sentido, pero hay que redoblarlos", advirtió.

Por último, González estimó que Argentina tiene en estos años la oportunidad de "romper con la lógica pendular de que tras un período de reformas populares sobrevenga una restauración conservadora".

"La intención es consolidar un modelo de democracia popular y participativa, hay que consolidar un rumbo que favorezca a los sectores populares. En ese marco debería darse una alternancia. Volver para atrás con la Asignación Universal, la estatización del sistema jubilatorio o la nacionalización de YPF sería algo muy negativo", puntualizó.

Dejá tu comentario