Imagen, mentiras y sondeos de opinión

Política

Benjamin Disraeli, quien fue primer ministro británico brevemente en 1868 y luego entre 1874 y 1880, además de figura emblemática de la ampliación de la democracia en su país, dijo alguna vez: «Hay tres clases de mentiras: mentiras, malditas mentiras y estadísticas». Mucho después, en este rincón del mundo, hay personas empeñadas en darle la razón.

El diario «Página/12» publicó ayer un sondeo de Consultora Equis que podría ser considerada una muestra brillante de esa afirmación. Según la encuesta de Artemio López, el presidente Néstor Kirchner encabeza el ranking de imagen positiva de los dirigentes argentinos, con 90,9%. La cifra puede parecer elevada, pero no tal vez el hecho de que el Presidente se encuentre hoy al tope de las preferencias. Lo más asombroso llega después, ya que el método -que consiste en considerar solamente las opiniones de quienes dicen conocer a los personajes en cuestión-da lugar a una serie de sinsentidos, trampas y manipulaciones.

•Lapsus sugestivo

Así, el segundo hombre con mejor imagen («dirigente político», dice «Página/12», en un más que sugestivo lapsus) es Eugenio Zaffaroni, con una imagen positiva de 56%. No Ricardo López Murphy, tampoco Elisa Carrió ni Adolfo Rodríguez Saá, protagonistas de la última elección junto a Carlos Menem que, se supone, no figura en el listado por tener una elevada imagen negativa. Tampoco Carlos Reutemann. Todos ellos, cabe imaginar, perdieron en tres meses las adhesiones que tenían para no llegar ni siquiera a la popularidad del piquetero Luis D'Elía, que cierra la tabla con 10%.

Pero hay más sorpresas. Detrás de Zaffaroni (quien en estos días cosecha una adhesión por 10 rechazos) está... el periodista de «Página/12» y candidato kirchnerista a diputado Miguel Bonasso (49,4%), quien al parecer se ha transformado súbitamente y sin que nadie se imagine por qué en una figura ampliamente valorada en la «región metropolitana y del Gran Buenos Aires», tal como -misteriosamente-se designa al escenario del sondeo.

•Concesión

Luego (graciosa concesión en medio de un rosario de figuras de la izquierda criolla), aparece Mauricio Macri (49,2%) y más atrás, Jorge Telerman (47,7%), quien curiosamente supera a Luis Zamora (47,1%) y al propio líder de la fórmula que integra para la Jefatura de Gobierno de la Ciudad, Aníbal Ibarra (42,3%). ¿Qué sentido tiene comparar el porcentaje de opiniones favorables de Telerman con el de Macri o Ibarra, cuando en el primer caso el universo de quienes lo conocen es claramente mucho menor? ¿Se puede decir que el primero es «más popular»?

Apenas detrás de Luis Patti (35,7%) y Patricia Bullrich (32,7%) aparece (otra perla) la candidata radical a la gobernación bonaerense, Margarita Stolbizer (31,3%), quien supera en este particular muestrario de «popularidad» al actual gobernador y amplio favorito para la reelección Felipe Solá (decimosegundo, con 30,4%, detrás de Nito Artaza, casi un chiste). Recién un lugar más atrás aparece el dueño del más potente aparato político de la provincia de Buenos Aires, Eduardo Duhalde (29,3%). ¿Hilda Chiche Duhalde? No, de ella no hay en el absurdo estudio noticia alguna de conocimiento o imagen positiva.

Dejá tu comentario