Kicillof sobre Villa Azul: "Buscamos asistir al barrio para que el contagio no se traslade"

Política

El gobernador bonaerense analizó la situación del barrio popular que fue aislado. "Por ahora no hay ninguna otra situación como la de Villa Azul", explicó.

Axel Kicillof analizó este martes la situación en Villa Azul, el barrio popular del Conurbano que fue aislado de manera preventiva luego de que se registren múltiples casos de coronavirus, y afirmó: "Buscamos asistir al barrio para que el contagio no se traslade".

En diálogo con el programa Brotes Verdes de C5N, el gobernador bonaerense destacó que, por el momento, "no hay ninguna otra situación como la del barrio Villa Azul", y explicó que "estamos en una fase de aceleración de la enfermedad", y por eso "se hizo más rígida la cuarentena".

Consultado acerca de las críticas del funcionario de Desarrollo Social y dirigente de Barrios de Pie, Daniel Menéndez, quien sostuvo que "pareciera que se construyen guetos de pobres", el mandatario lanzó: "La cuarentena en Villa Azul se hizo entre la Provincia, los dos intendentes, referentes del barrio y funcionarios de Desarrollo Social. Es una crisis sanitaria, la idea es cuidar".

"En cada caso se van a tomar medidas particulares, depende de muchos factores. Lo óptimo es hacer un aislamiento muy estricto. Creo que de 81 testeos, 31 dieron positivo", analizó ante eventuales situaciones similares en otros barrios populares.

Con respecto a la situación del país en relación a sus vecinos Brasil y Chile, Kicillof dijo que "si se empiezan a multiplicar los casos, no hay sistema sanitario que aguante", y advirtió que "si hay más casos, conviene aislar más".

En referencia a las políticas encabezadas por el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta en la Ciudad, el funcionario sostuvo que, al ser el lugar con mayor cantidad de casos, "es lógico y razonable que se tomen las medidas coordinadas con la Provincia".

Por otra parte, el gobernador dijo que la Provincia "duplicó o la cantidad de camas públicas". "Tenemos cerca de 1.800 sobre 900 que teníamos cuando empezó la pandemia. Hoy hay 73 camas del sistema público ocupadas y 23 con asistencia respiratoria", amplió.

Kicillof concluyó poniéndole paños fríos a su disputa con Juntos por el Cambio, la cual tuvo una escalada tras las críticas que deslizó a la gestión bonaerense previa: "No nombre a Vidal, pero no puedo dejar de reconocer la situación en la que estaba el sistema sanitario. No es por cargar las tintas, pero tampoco es cuestión de ocultar. Trabajamos para revertirlo".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario