La Cantera vs. La Cámpora

Política

Unos se presentan como la "línea interna progresista y renovadora de la UCR". Los otros impulsan la reelección de Cristina de Kirchner bajo el lema "organizar para transformar". La Cantera Popular y La Cámpora son distintas caras de la misma moneda: la juventud en la política.

La chispa volvió a prender con un nuevo afiche de los radicales, alineados con Ricardo Alfonsín. En La Cantera confiesan que el envío de imágenes photoshopeadas por mail a los medios es una práctica habitual que se convirtió en "estrategia de comunicación".

En el último envío, bautizado "Te jubilamos", mezclan la futura paternidad de Máximo Kirchner con la parca cantidad de votos que cosechó Juan Cabandié en la Ciudad para promover el retiro de la política de la Presidente. "La Cámpora te hace abuela... en octubre te jubila La Cantera".

"La cantera es muy fuerte en la UCR, es la organización más fuerte que tiene el partido. Con La Cámpora hay una competencia no declarada de juventudes, son líneas internas de los partidos. Son chicanas, pero nunca hubo agresión o violencia", explicaron desde el búnker radical a este medio.

"Nosotros tenemos una veintena de candidatos en todo el país y ellos también. Somos en mayoría estudiantes universitarios o profesionales, de clase media, pero también hay de otras clases. Tocamos bombos, pegamos afiches, no hacemos militancia de escritorio. La diferencia es que en La Cantera los militantes no son empleados del Estado", lanzaron con tono provocador.

Por caso citó a Hernán Rossi, segundo candidato a diputado nacional por la ciudad de Buenos Aires y a Nahuel Ibazeta, primer candidato a diputado nacional de San Juan. En San Luis, ostentan llevar como candidato a gobernador a José Riccardo, rector de la Universidad Nacional de San Luis y chapean con el triunfo de Alejandro Cacacce al frente del Comité Provincial.

En la localidad bonaerense de Lobos se presentó el púber concejal Pablo Hasper para pelear la intendencia, mientras que en El Bolsón, es el secretario general del gremio de Gastronómicos de esa comuna rionegrina, Maximiliano Almonacid, el que se jugará por ganar la municipalidad.

"Hace años que los que conducen la Juventud Radical siempre hemos tenido la estrategia de comunicar con afiches", aseguró, y recordó el primero del 2005, cuando La Cámpora promocionaba una charla de Néstor Kirchner con la juventud peronista, otro por la asunción del expresidente al frente de la Unasur y uno más armado en época del Mundial Sudáfrica 2010 que rezaba: "Nosotros también tenemos equipo".

La cúpula de La Cantera la integran cuatro delegados por distrito, pero la mesa nacional de conducción está dividida en seis frentes: pensamiento, juvenil, social, universitario, municipalista y trabajadores.

La carta de presentación de La Cámpora de mayo de 2004 sostiene que en esa agrupación conviven "compañeros de una tradición militante dentro del peronismo" con otros que "tienen importantes diferencias con éste" y con los que se "acercan a militar como primera experiencia".

Aunque levantan las banderas de "los Derechos Humanos, la Patria Grande latinoamericana, la soberanía industrial, la fuerza de los trabajadores organizados y la justicia social", destacan a "la política como herramienta de los pueblos para la transformación social".

Sobre el mapa de la Argentina, La Cámpora se proyecta en la ciudad de Buenos Aires y en las provincias de Córdoba, Formosa, La Pampa, Mendoza, Entre Ríos, San Luis, Santa Fe, Santa Cruz y Santiago del Estero. Pero su construcción real se hace en barrios carenciados, universidades públicas, escuelas secundarias, sindicatos y centros culturales de todo el país.

Como toda organización, la conducción es jerárquica y vertical. En el vértice superior de la pirámide figuran el legislador Cabandié, el titular de Aerolíneas Argentinas Mariano Recalde y Andrés "Cuervo" Larroque, jefe de la agrupación y subsecretario de Estado bajo las órdenes de Aníbal Fernández. Debajo, pululan el abogado Eduardo "Wado" De Pedro, el bonaerense José Ottavis y la exNBI de la UBA Anabella Lucardi. A la distancia y desde las sombras, brinda apoyo logístico Máximo Kirchner, supuesto fundador del grupo que honra al expresidente.

A diferencia de La Cantera, La Cámpora despojó de las listas, principalmente de las de diputados nacionales, a sindicalistas y dirigentes históricos del PJ y aglutinó decenas de postulantes en todo el país.

Por orden de Cristina y con el lápiz de Carlos Zannini, Cabandié encabezó en la Ciudad; a Larroque lo anotaron tercero para la diputación capitalina; a "Wado" De Pedro lo pusieron sexto para la provincia, y quinceava va la novia de Ottavis, Mayra Mendoza, de la Anses.

En Tucumán va Marcelo Santillán; en Santa Fe el tercero de la lista es el fundador de La Cámpora en Rosario, Marco Cleri, y en La Pampa la economista de 25 años María Luz Alonso encabeza una colectora junto al sabbatellismo, la misma que terminó por sepultar la postulación a gobernación de Carlos Verna.

Ámbito.com se comunicó con Ottavis para consultarlo sobre el afiche y otros temas. "Es una pavada eso, ahora estoy con un tema familiar, no puedo hablar", se limitó a decir. El vocero de Cabandié tampoco atendió el llamado.

Con estilos e ideologías diferentes, pero con la misma ambición de llegar a ocupar espacios de poder, poco a poco, paso a paso, canteros y camporistas ganan terreno en la política nacional. Guste o fastidie, forman parte de la inevitable y esperada renovación generacional de dirigentes. Por ahora, como dicen los radicales, la guerra "no fue declarada". Habrá que ver qué pasa después del polémico afiche.

Dejá tu comentario